Cacao

Si nos preguntasemos en qué podemos usar el cacao como tal en la cocina la verdad que la respuesta sería sencilla y rápida. En nada. Bueno, o en casi nada, seguro que alguien le encuentra otra utilidad que no sea para hacer licor o para decorar un centro de mesa. Y es que el proceso para conseguir el chocolate es algo que se escapa de nuestras manos.

En mi paseo por el Mercado de San Miguel me decidí por comprar una mazorca de cacao, su precio es bastante bajo, casi lo mismo que su utilidad basicamente. Creo que fueron como 2,50 euros la unidad. La finalidad yo la tengo muy clara, es para hacer licor de cacao casero. Pero la cosa es que el cacao es algo muy interesante de estudiar.

El árbol en el que crece el cacao tiene una altura de unos 3 o 4 pisos de altura siempre que se le deje crecer, por lo general no llega a superar los 6 metros. Las mazorcas de cacao, que es el fruto que da el árbol del mismo nombre pueden ser diferentes colores y tamaños: verdes, amarillos, violetas, marrones, naranjas, etc. Y como podéis ver en la foto en su interior están las semillas de cacao envueltos en una sustancia un tanto pringosa con consistencia gelatinosa con un sabor un tanto ácido y que en la cocina no tiene ninguna utilidad.

¡Vótalo!

Editores 0

Comunidad 8,3

Actividad de la comunidad