Quiche de espinacas con champiñones y parmesano, receta con verduras para todos los gustos

Quiche de espinacas con champiñones y parmesano, receta con verduras para todos los gustos
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Que la quiche es un plato socorrido y versátil no es ninguna novedad. Pero no todo en la cocina es innovación, también son esenciales cuestiones como el confort (esas recetas que te hacen sentir en casa) y la facilidad de preparación: hay elaboraciones que van directas a la lista de comodines ricos, sencillos y resultones.

Este plato, además, se adapta a diversas dietas y estilos de alimentación. Por ejemplo, preparar una quiche de espinacas con champiñones y parmesano es un recurso ideal para una comida o cena vegetariana. Para tenerla lista en cuestión de minutos, nada como apoyarse en la masa brisa de Buitoni, fácil de manipular, fina, firme y perfecta para aportar un toque crujiente al resultado final.

¿Quieres ganar 10 lotes valorados en 250 euros de utensilios de primera calidad Le Creuset y masas Buitoni? Regístrate en Buitoni y participa en el concurso para hacerte con las herramientas de los mejores chefs.

Consejo ofrecido por la marca

Ingredientes

  • 1 masa brisa Buitoni
  • 392 ml (2 bricks) de leche evaporada para cocinar Ideal
  • 350 g de espinacas frescas limpias
  • 150 g de champiñones
  • 90 g de queso parmesano rallado
  • 4 huevos
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra molida

Tiempo de preparación

20 minutos

Tiempo de cocción

55 minutos

Dificultad

Fácil

Elaboración de la quiche de espinacas con champiñones y parmesano

La complicación a la hora de cocinar esta quiche tiende a cero. Se trata, simplemente, de mezclar bien los ingredientes y de vigilar el horno con cuidado para que nuestra tarta salada no se queme ni quede cruda. ¡Allá vamos!

La base de la quiche

Quiche De Espinacas 4

En primer lugar, precalentamos el horno a 180 ºC. Después, desenrollamos la masa brisa y forramos con ella un molde desmoldable de tarta.

Pinchamos el fondo con un tenedor y la cubrimos con el papel que la envuelve, presionando bien las paredes (para que no suban al cocer). Horneamos durante 10 minutos, retiramos el papel y dejamos 5 minutos más.

A por el relleno

Quiche De Espinacas 7

Para preparar el relleno, limpiamos y cortamos los champiñones en láminas de grosor medio. En una sartén, añadimos una cucharada de aceite y los salteamos a fuego medio. Cuando estén dorados, incorporamos las espinacas (si es necesario, añadimos una pizca más de aceite) y cocinamos durante unos 2 o 3 minutos.

Retiramos de la sartén y colamos, presionando bien para que las espinacas y los champiñones suelten todo el líquido. En paralelo, batimos los huevos, mezclamos con la leche evaporada Ideal y salpimentamos.

En un bol, integramos las espinacas y champiñones con los huevos y añadimos el queso parmesano rallado (a falta de unos 15 gramos, que reservamos).

Montamos la quiche de espinacas

Quiche De Espinacas 8

Una vez lista la mezcla, vertemos sobre la masa y espolvoreamos el queso parmesano reservado sobre la superficie.

Horneamos la quiche durante unos 35-40 minutos, hasta que esté dorada y, al pinchar con un palillo o un cuchillo, este salga limpio.

Trucos y consejos

Si bien esta es una receta fácil, nunca está de más seguir algunos consejos para dar en el clavo. Por un lado, si no se quiere pinchar la masa antes de hornearla, se pueden disponer sobre el papel que colocamos encima unos garbanzos sin cocer para que hagan peso y eviten que la masa se hinche.

Probablemente, querremos degustar la quiche de espinacas, champiñones y parmesano nada más sacarla del horno. Pero conviene dejarla reposar unos minutos para que se temple y el relleno se asiente.

Si sobra, esta quiche se puede conservar durante un par de días en la nevera. Aunque fría o del tiempo está muy rica, hay quienes prefieren recalentarla. En ese caso, conviene hacerlo en el horno, pues el microondas hará que la masa quede menos crujiente.

Con qué acompañar esta quiche de espinacas

Okquiche Espinacas 12

Contundente por sí sola, pues se trata de un plato muy completo, esta quiche también se puede servir junto a una crema de verduras de temporada o una ensalada fresca, con lechuga y tomate.

En verano, la crema se puede sustituir por un salmorejo o un gazpacho, refrescantes y deliciosos.

Otras recetas de quiche de espinacas

Esta versión de la quiche de espinacas es apta para dietas en las que las verduras juegan un papel importante, pero, si alguno de los comensales prefiere otra opción, se pueden incorporar al relleno unos taquitos de jamón o unos filetes de pechuga de pollo pasados por la plancha y desmenuzados.

Si queremos mantener intacto el interior, podemos coronar la quiche con tomates cherry cortados a la mitad y medallones de queso de cabra. Esos ingredientes no los integraremos en el relleno, sino que los repartiremos por la superficie de la tarta salada, para que, además, la decoren.

Al ser las espinacas un alimento de sabor neutro, se pueden combinar con otras verduras y hortalizas, desde el calabacín al pimiento, la berenjena o las cebollas. La huerta nos ofrece muchas posibilidades para cocinar quiches de lo más variadas.

Si quieres descubrir más recetas y trucos para cocinar con masa de hojaldre, empanada, brisa u obleas, te lo contamos todo en el Espacio Triunfa con Buitoni.

Consejo ofrecido por la marca
Inicio