Publicidad

Bizcocho integral de yogur y sirope de ágave: receta para un desayuno goloso más rústico (bajo en grasas)

Bizcocho integral de yogur y sirope de ágave: receta para un desayuno goloso más rústico (bajo en grasas)
8 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Se suele decir que las personas se dividen entre las que prefieren el dulce por la mañana y las que eligen lo salado. Pero por mucho que seamos del primer grupo, no es muy buena idea desayunar un pedazo de tarta; para los golosos que busquen una opción menos empalagosa y más nutritiva, este bizcocho integral de yogur griego y sirope de ágave es la opción perfecta.

No lleva huevo, mantequilla o aceite, por lo que apenas tiene grasa, y gracias a las harinas integrales su textura es más densa y saciante. Si no estáis acostumbrados a productos con mucha fibra se puede usar mitad de harina refinada corriente, así la masa será más ligera. El sirope de ágave sigue siendo azúcar, pero endulza menos y no deja la sensación de estar desayunando el postre.

Ingredientes

Para 10 personas
  • Harina integral de trigo o de espelta 300 g
  • Harina de maíz amarilla sin cocer (no maizena ni polenta) 75 g
  • Sal 2 g
  • Levadura química 4 g
  • Bicarbonato sódico 2 g
  • Yogur griego 420 g
  • Leche 40 ml
  • Sirope de ágave 125 ml
  • Esencia de vainilla 5 ml

Cómo hacer bizcocho integral de yogur y sirope de ágave

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 10 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 55 m

Precalentar el horno a 170ºC y preparar un molde rectangular, engrasándolo o cubriéndolo con papel sulfurizado. Mezclar en un cuenco el yogur griego con el sirope de ágave, la leche y la vainilla.

En otro recipiente más grande, mezclar la harina integral con la harina de maíz, la sal, el bicarbonato y la levadura química. Formar un hueco en el centro e incorporar poco a poco la otra preparación. Mezclar con suavidad hasta conseguir una masa homogénea.

Verter en el molde igualando la superficie con una espátula o el dorso de una cuchara. La masa debe ser húmeda y densa. Añadir un poco de azúcar< por encima si se desea. Hornear a media altura durante unos 50-60 minutos, hasta que al pinchar el centro con un palillo salga limpio. Dejar enfriar sobre una rejilla

Bizcocho integral de yogur y sirope de ágave. Receta

Con qué acompañar el bizcocho integral

Este bizcocho integral de yogur y sirope de ágave es perfecto para el desayuno, ya que no resulta muy dulce pero es saciante y energético. Además, al ser denso, se puede mojar en la taza de leche o café con mucha facilidad. Es mejor conservarlo bien envuelto en plástico film en la nevera, sobre todo si hace calor.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios