Compartir
Publicidad

Cake pops o bizcobolas de chocolate con forma de calaveras y calabazas. Receta de Halloween

Cake pops o bizcobolas de chocolate con forma de calaveras y calabazas. Receta de Halloween
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los cake pops, conocidos por aquí como bizcobolas o bizcoletas, se han hecho muy populares en poco tiempo, y aunque a muchos les parece otra americanada lo cierto es que se prestan mucho para las ocasiones especiales. Halloween era la excusa perfecta para probar a elaborarlas, así que este año he querido preparar unos cake pops o bizcobolas de chocolate con formas de calaveras y calabazas.

El año pasado me quedé con ganas de intentar hacer estos bocados dulces, sobre todo después de las geniales cabezas degolladas de mi compañero Pakus. Yo he preferido optar por unos diseños mucho más sencillos, perfectos para los que nos enfrentamos a su elaboración por primera vez. He querido usar un bizcocho de chocolate como base, pero podéis emplear otro que os guste. Y si tenéis más maña que yo, animáos a decorarlas con diseños más detallados.

Ingredientes para unas 25-30 unidades

  • Para la masa de bizcocho: 125 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente, 125 g de azúcar, 2 huevos L, 130 g de harina de repostería, 1 cucharadita de levadura química (impulsor), 1/2 cucharadita de café soluble, 1 pizca de sal, 2 cucharadas de cacao puro en polvo.
  • Para formar y decorar: 80-100 g de queso crema, palitos de piruleta, chocolate blanco o candy melts, colorantes alimentarios, rotulador negro o glasa real.

Cómo hacer cakepops de chocolate con forma de calaveras y calabazas

Precalentar el horno a 175ºC y preparar un molde mediano. Colocar la mantequilla a temperatura ambiente en un cuenco grande con el azúcar. Batir con una batidora de varillas a velocidad media-alta durante dos o tres minutos, hasta tener una mezcla esponjosa. Añadir la harina, la levadura química y la sal y batir un poco a velocidad baja. Añadir el café y el cacao y mezclar con una espátula o cuchara. Verter en el molde y hornear durante unos 20 minutos, hasta que al picharlo con un palillo salga limpio. Esperar unos minutos fuera del horno, desmoldar y dejar enfriar por completo.

Es mejor dejar reposar el bizcocho una noche, así que lo podemos envolver en plástico film y guardarlo en la nevera. Triturarlo con una picadora o batidora, o desmigarlo bien a mano. Añadir el queso crema y mezclar bien a mano, añadiendo más queso si hiciera falta, hasta conseguir una masa húmeda maleable con la que poder formar bolas. Tomar porciones pequeñas, del tamaño de una nuez, más o menos del mismo tamaño. Dar a la mitad forma de bolas, y a la otra forma de calaveras, simplemente apretando un poco la parte interna de una esfera y afilando el extremo inferior.

Ponerlas en un plato o bandeja y dejarlas enfriar como mínimo una hora en la nevera. Para hacer las calaveras necesitamos chocolate blanco, y para las calabazas chocolate naranja, que podemos comprar ya coloreado o usar colorante especial. Es mejor trabajar primero una de las figuras y luego la otra, guardando las bolitas que no estemos usando en la nevera.

Derretir al baño maría el chocolate o los candy melts. Coger un palito, mojar la punta e insertarlo en la base de cada cakepop, con cuidado de no llegar al otro extremo. Sumergirlo en el chocolate, procurando que se cubra bien, y dejar escurrir un poco. Colocar en una base de poliestireno, cartón o esponja para que se seque. Continuar con el resto. Una vez secas, las podemos decorar para dibujar la cara de calaveras y calabazas usando un rotulador especial o una glasa sencilla teñida de negro o gris, con ayuda de una manga pastelera de boquilla fina.

Cake pops o bizcobolas de chocolate con forma de calaveras y calabazas. Receta de Halloween. Pasos

Tiempo de elaboración | 1 hora más el horneado y los tiempos de enfriado Dificultad | Media

Degustación

Una vez decorados y totalmente secos, los cake pops o bizcocholas de chocolate con forma de calaveras y calabazas son un bocado ideal para Halloween. Podemos dejarlos presentados en una base bonita paa recibir a los invitados en casa, o podemos envolver cada uno con papel celofán para darlos como regalo. Son especialmente adecuados para una fiesta infantil, aunque los golosos más mayores tampoco pueden resistirse.

En Directo al Paladar | Cabezas degolladas y empaladas de Juego de Tronos. Receta de Halloween En Directo al Paladar | Monstruitos de queso. Receta de Halloween

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio