Milhojas de vainilla: receta fácil de un postre clásico de las pastelerías

Milhojas de vainilla: receta fácil de un postre clásico de las pastelerías
2 comentarios
18 votos

Aprovechando el hojaldre que me había sobrado de otra preparación, decidí darme un homenaje con este milhojas de vainilla. Lo cierto es que no hay pastel que más me guste que un buen milhojas para terminar una comida, y es que aunque paso muchas veces ganas de comerme uno cuando los veo en los escaparates de las confiterías, creo que es un pastel para tomar tranquilamente en nuestra casa y poder mancharse la cara de azúcar glasé sin remordimientos, disfrutando del hojaldre y del relleno.

En este caso he preparado para el interior del milhojas una crema de vainilla muy suave, que se sale de la clásica crema pastelera. La cantidad os dará para hacer un milhojas grande con dos placas de hojaldre rectangulares. Si solo queréis preparar una lámina, hacer la crema con la mitad de los ingredientes que os llegará.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Hojaldre rectangular 2
  • Leche 375 ml
  • Nata líquida para cocinar 375 ml
  • Mantequilla 60 ml
  • Esencia de vainilla 10 ml
  • Azúcar 150 g
  • Agua 125 ml
  • Yema de huevo 6
  • Maicena 60 g
  • Azúcar glasé

Cómo hacer milhojas de vainilla

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 40 m
  • Reposo 2 h

Precalentar el horno a 180ºC. Colocar una de las placas de hojaldre en una bandeja y hornearla durante 25 minutos. Repetir la operación con la otra placa. Reservarlas mientras que se hace la crema.

Para hacer el relleno en un cazo echar la leche, la nata, la mantequilla, el azúcar y la vainilla. Cocer a fuego medio durante unos minutos hasta que esté caliente pero sin llegar a hervir.

Por otra parte mezclar el agua con la maicena y disolverla en ella hasta formar una pasta suave, añadirla a la mezcla de leche caliente. Echar las yemas de huevo y remover a fuego lento durante siete minutos o hasta que la crema haya espesado. Retirar del fuego y dejar enfriar tapada con film de cocina pegado a la superficie.

Milhojas de vainilla

Colocar en una bandeja, con algo de borde lateral, una placa de hojaldre. Extender la crema y tapar con la otra placa, cerrar con film de cocina. Dejar refrigerar en la nevera durante dos horas para que la crema coja cuerpo. En el momento de servir espolvorear azúcar glas por toda la superficie.

18 votos

Newsletter de Directo al Paladar

Suscríbete para recibir cada día nuestras recetas, información sobre nutrición y actualidad sobre gastronomía.

Con qué acompañar el milhojas

Este milhojas de vainilla se debe de tomar en el día de su elaboración pues así el hojaldre no se reblandece con la humedad de la crema. Ideal para hacer una tarta de tamaño considerable un día de comida familiar o como pequeños pasteles si lo cortamos en porciones, para tomar con el café de sobremesa o un té a media tarde.

En Directo al Paladar | Banda de hojaldre con crema y manzana: receta de pastelería clásica
En Directo al Paladar | Milhojas de chocolates con frambuesas: receta fácil para sorprender con un postre especial

Temas
Inicio