Compartir
Publicidad

Flatbread o pan plano crujiente de patata, Gruyère y crema agria: receta fácil y rápida

Flatbread o pan plano crujiente de patata, Gruyère y crema agria: receta fácil y rápida
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las recetas de masas saladas nos pueden solucionar muchas comidas y cenas informales cuando no estamos especialmente creativos en la cocina. Esta receta de flatbread o pan plano crujiente de patata, Gruyère y crema agria me gusta porque es sencillísima, no requiere ningún levado ya que no lleva levadura, y queda muy bien con todo tipo de ingredientes.

He utilizado crema agria sobre la masa al estilo de muchas Flammkuchen alemanas, que usan Schmand como base para recetas de este estilo. Es un lácteo cremoso denso de sabor suave, de fácil digestión gracias a los fermentos lácteos que incorpora. La patata queda bien en esta masa tan fina, siempre que las cortemos en rodajas no muy gruesas para asegurarnos de que no queda cruda en el horno.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Harina de repostería 125 g
  • Aceite de oliva virgen extra 15 ml
  • Agua (aproximadamente) 60 ml
  • Orégano seco
  • Ajo granulado
  • Pimienta negra molida
  • Sal
  • Crema agria o Schmand 65 g
  • Patata mediana 1
  • Queso gruyère (o un poco más) 50 g
  • Tomillo fresco o seco

Cómo hacer flatbread o pan plano crujiente de patata, Gruyère y crema gria

Dificultad: Media
  • Tiempo total 30 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 15 m
  • Reposo 5 m

Precalentar el horno a 220ºC y preparar una bandeja adecuada. Disponer en un recipiente la harina con el aceite y orégano y ajo granulado al gusto. Salpimentar y echar 60 ml de agua. Empezar a mezclar, añadiedo algo más de líquido si hiciera falta. Amasar y formar una bola ligeramente húmeda, pero no pegajosa. Tapar y dejar reposar 5 minutos o envolver en plástico film si vamos a continuar más tarde.

Lavar la patata y cortar en rodajas muy, muy finas, con un cuchillo muy afilado o usando una mandolina. Estirar la masa muy fina dándole forma ovalada y colocar en la bandeja de hornear. Cubrir con la crema agria y repartir encima la patata. Salpimentar y repartir por encima el queso rallado. Añadir tomillo al gusto y hornear durante unos 15 minutos.

Flatbread

Con qué acompañar el flatbread

El tamaño de este flatbread o pan plano crujiente de patata, Gruyère y crema gria es perfecto para compartir entre dos para una cena no muy contundente, o acompañando una buena ensalada. También podemos servirlo como aperitivo o picoteo para compartir cortado en porciones pequeñas, y está rico incluso a temperatura ambiente, si lo llevamos de excursión.

En Directo al Paladar | Flammkuchen de crème fraîche con cebolla morada, queso de cabra y pera. Receta de la pizza alemana
En Directo al Paladar | Falsa pizza con base de plátano Receta

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio