Compartir
Publicidad

Croquetas de jamón ibérico y huevo duro, la receta clásica que nunca falla

Croquetas de jamón ibérico y huevo duro, la receta clásica que nunca falla
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy vamos a preparar unas deliciosas croquetas de jamón ibérico y huevo duro, la receta clásica que nunca falla, ni a la hora del aperitivo ni a la hora de la cena, porque gustan a todo el mundo. Curiosamente, aún no teníamos publicada esta receta ni la teníamos incluida en nuestro post con las mejores recetas de croquetas de Directo al Paladar.

Por eso, quería contaros cómo preparar estas estupendas croquetas de jamón y huevo, incluyendo un par de trucos para que no os salga ni un grumo al hacer la bechamel y para que no se os abran al freírlas, de forma que os salgan perfectas a la primera.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Leche entera 600 ml
  • Mantequilla 1 cucharada sopera
  • Harina de trigo 1 cucharada sopera colmada
  • Jamón ibérico muy picado 100 g
  • Huevo cocido 2
  • Huevo para envolver las croquetas 2
  • Pan rallado para envolver las croquetas

Cómo hacer croquetas de jamón ibérico y huevo duro

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 35 m
  • Elaboración 5 m
  • Cocción 30 m
  • Reposo 4 h

Picamos bien el jamón ibérico para que quede en taquitos muy pequeños. Ponemos en la sartén la mantequilla y la harina y en cuanto se funde la primera, removemos y agregamos la mitad del jamón, para que este quede envuelto en esa masa o roux. Muy despacio, vamos añadiendo la leche a chorritos, dejando que la masa la vaya absorbiendo antes de añadir más.

De esta manera, nunca nos saldrán grumos, mientras que si añadimos toda la leche de golpe, tendremos que trabajar más removiendo para disolverlos correctamente. Mientras, cocemos los huevos y los pelamos, picándolos también muy finamente.

Conforme la bechamel va espesando y terminamos de añadir toda la leche, vamos probando de sal, porque el jamón puede ser suficiente para sazonar nuestra pasta de croquetas. Cuando prácticamente esté en su punto, añadimos el resto del jamón y el huevo duro picado.

Croquetas De Jamon Y Huevo Pasos

Sabremos que ya está lista cuando toda la sartén se llene de burbujas, y al remover la pasta haga un ruidito con la sartén, formando caminitos o pasillos al pasar la cuchara. Sacamos la bechamel y la dejamos enfriar en una fuente. Yo la cubro con un film de cocina para que no haga costra.

Cuando la pasta está bien fría, formamos las croquetas y las envolvemos en huevo batido y pan rallado, friéndolas en tandas de cuatro o cinco croquetas en aceite muy caliente. Así conseguimos que no se nos abran y nos lleguen con un aspecto bien apetecible a la mesa.

Croquetas Jamon Y Huevo Pasos 2

Con qué acompañar las croquetas de jamón ibérico y huevo duro

Para acompañar las croquetas de jamón ibérico y huevo duro, si las hacéis de aperitivo os recomiendo una ensalada de brotes de lechugas variadas que refrescará cada bocado. Si las preparáis como plato para comer o cenar, entonces creo que es perfecto servirlas con la ensalada de champiñones, nueces y granada, debido a su efecto saciante para que no abuséis de las frituras, por ricas que estén.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio