Publicidad

Receta de hot cross buns, panecillos británicos de Viernes Santo

Receta de hot cross buns, panecillos británicos de Viernes Santo
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Los llamados hot cross buns son unos panecillos especiados ligeramente dulces, típicos durante la Semana Santa en países anglosajones, tradicionalmente preparados en Viernes Santo. Aunque su origen no está del todo claro, pues parece remontarse a épocas previas al cristianismo, son muy populares y se asocian a diversas supersticiones.

Las recetas pueden variar mucho según la fuente, pero si algo caracteriza a estos panecillos es la cruz que los adorna, que simboliza la crucifixión y se identifica así con el Viernes Santo. Yo he adaptado una receta de Richard Bertinet, y aunque parece larga, no es muy complicada de elaborar. Podéis ajustar la cantidad de especias y de pasas a vuestro gusto, o incluso añadirle otros frutos secos.

Ingredientes

Para 12 unidades
  • Harina de fuerza 500 g
  • Leche tibia 250 ml
  • Huevo L 2
  • Mantequilla atemperada 55 g
  • Azúcar 50 g
  • Levadura fresca de panadería 15 g
  • Sal 1/4 cucharadita
  • Canela molida 1/2 cucharadita
  • Clavo molido 1 pizca
  • Nuez moscada molida 1 pizca
  • Ralladura de limón 1 pizca
  • Uvas pasas de corinto 80 g
  • Harina de trigo para la decoración 100 g
  • Agua (aprox) 100 ml
  • Azúcar para el glaseado (opcional) 100 g
  • Agua para el glaseado (opcional) 100 ml

Cómo hacer panecillos hot cross buns

Dificultad: Media
  • Tiempo total 1 h 5 m
  • Elaboración 45 m
  • Cocción 20 m
  • Reposo 3 h

Desmenuzar la levadura en la leche tibia y dejar reposar unos 15 minutos. Colocar la harina en un recipiente amplio y mezclar con la sal, las especias y la ralladura de limón. Formar un hueco en el centro y echar el huevo y la mantequilla troceada. Batir ligeramente, añadir la leche con la levadura y mezclar. Incorporar las pasas y comenzar a amasar, a mano o usando una amasadora, hasta conseguir una masa suave, lisa, elástica y homogénea.

Formar una bola y colocar en un cuenco limpio ligeramente engrasado, tapar con film o un paño húmedo y dejar levar hasta que doble su tamaño en un lugar sin corrientes de aire. Deshinchar ligeramente la masa y dividir en unas 20 partes más o menos iguales.

Amasar un poco cada uno, formar pequeñas bolas y colocarlas en una bandeja de horno engrasada. Batir en un cuenco el huevo restante con un poco de leche y pincelar con cuidado los panecillos. Tapar con un paño húmedo y dejar levar hasta que doblen su tamaño.

Hot Cross Buns, panecillos de Viernes Santo

Precalentar el horno a 190ºC. Preparar la pasta de la decoración batiendo la harina con agua suficiente para conseguir una consistencia que se pueda disponer con una manga pastelera. Cuando los bollos estén listos, pincelar de nuevo con el huevo batido, formar una cruz con la pasta sobre cada uno y hornear durante unos 20 minutos.

Mientras tanto, calentar el agua con el azúcar hasta formar un almíbar. Dejar enfriar los panecillos sobre una rejilla y pincelar con el almíbar mientras siguen calientes.

Con qué acompañar los hot cross buns

Los panecillos de Viernes Santo están deliciosos por sí mismos recién hechos, todavía calentitos. Al ser poco dulces, son ideales para degustarlos con mantequilla, mermelada o un queso cremoso y miel. Aguantan tiernos un par de días, pero si van a sobrar recomiendo congelarlos una vez fríos para disfrutarlos a lo largo de la semana.

En Directo al Paladar | Cómo hacer flores fritas. Receta de Semana Santa
En Directo al Paladar | Panecillos de calabaza con arándanos rojos

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios