Receta de pizza cuatro quesos casera, clásico infalible de la cocina italiana

Receta de pizza cuatro quesos casera, clásico infalible de la cocina italiana
1 comentario
8 votos

Son muchas las recetas de pizzas que hemos hecho en DAP. Pero nos faltaba este clásico de la cocina italiana como es la pizza cuatro quesos. Como en tantas otras personas de pizza, podéis modificar los ingredientes a voluntad.

Esta ocasión, además os vamos a enseñar a hacer una masa de pizza casera muy fácil. Si queréis omitir este paso, podéis comprar una base de pizza ya hecha, pero el resultado es mucho mejor con una masa casera.

Aunque os invitemos a hacer un reposo de la masa de 24 o de 48 horas, podéis hacerlo más breve pero el resultado será mejor si mantenéis esos tiempos. Respecto a los ingredientes de la pizza no hay trampa ni cartón: los quesos que más os gusten.

Si queréis, podéis hacer una pizza tres quesos o una pizza cinco quesos. O los quesos que queráis meter en la pizza, pero las cuatro quesos siempre funciona bien. En la clave, a nuestro entender, está en que haya distintos tipos de quesos y que las texturas también sean importantes en la pizza, no que todo sea una crema o salsa. Por eso la receta italiana de pizza quattro formaggi suele tener mozzarella, el gorgonzola, el fontina y el parmesano.

Ingredientes

Para 3 unidades
  • Harina de trigo 540 g
  • Agua 350 ml
  • Sal 12 g
  • Aceite de oliva virgen extra 25 ml
  • Salsa de tomate 125 g
  • Queso de rulo de cabra 90 g
  • Queso Idiazabal 90 g
  • Queso gorgonzola 90 g
  • Mozzarella fresca 200 g
  • Levadura seca de panadería 2.5 g

Cómo hacer pizza cuatro quesos

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 20 m
  • Elaboración 1 h
  • Cocción 20 m
  • Reposo 24 h

La receta tiene dos elaboraciones: la masa por un lado y luego al día siguiente hacer la propia pizza.

  • Masa. Poner en la amasadora la harina e incorporar la levadura, el aceite y el agua. Cuando esté bien incorporado todo añadir y sal y amasar 3 minutos más. Sacar la masa a un bol y dejar fermentar una hora a temperatura ambiente tapado con un paño de cocina. Sacar del bol, separar en 3 porciones, amasar ligeramente, hacer 3 bolas con tensión y disponer en una bandeja. Tapar con film transparente y dejar en la nevera entre 24 y 48 horas para una fermentación lenta.

  • Pizza. Cortar los quesos en tiras y cachitos pequeños. Precalienta el horno a 250 ºC y en una encimera limpia, espolvorear sémola de trigo molida y sobre ella estirar con las manos la masa de pizza hasta el tamaño y grosor deseado. Colocar encima el tomate frito y hornear sobre la piedra caliente hasta que los bordes comiencen a dorarse. En ese momento, disponer sobre la base con tomate el queso mozzarella cortada en discos y los otros queso en trozos medianamente pequeños y hornear 4 minutos más hasta que fundan. Sacar del horno con ayuda de una pala y colocar en el plato.

8 votos

Amazy Piedra para Pizza (38 x 30 x 1,5 cm) + Pala de Bambú + Papel Horno Reutilizable + Instrucciones - DELE a su Pizza el Original Sabor Italiano al Horno de leña.

Con qué acompañar una pizza cuatro quesos

La pizza cuatro quesos es un clásico de la cocina italiana como también lo son la pizza cuatro estaciones, la pizza marinara, la pizza napolitana o la pizza caprichosa.

Más que con qué acompañar esta pizza, os invitamos a hacer distintas mezclas de quesos. Siempre le irá bien añadir algún queso de cabra, que son algo más líquidos y lácticos; añadir algún queso azul, que puede ser un cabrales, un gorgonzola, o un roquefort; añadir algún queso un poquito más goloso como podría ser un camembert y, si queréis algún queso italiano estilo parmesano.

Como contrapartida, podemos hacer también una caponata siciliana para el aperitivo o hacer un postre también italiano como pueden ser los Cannoli o el tiramisú.

En DAP | Receta de masa de pizza casera: la versión más fácil y efectiva que siempre sale bien
En DAP | 31 recetas de pizza: una pizza para cada día del mes

Temas
Inicio