Compartir
Publicidad

Crema catalana, la receta definitiva para que siempre te salga bien

Crema catalana, la receta definitiva para que siempre te salga bien
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La crema catalana o crema quemada es una especie de crema pastelera o natilla con una costra crujiente a base de azúcar caramelizado. Dice la leyenda que su invención fue como otros muchos postres debido a un error, cuando en un convento unas monjas quisieron hacer un flan para un obispo que las iba a visitar y como suele ocurrir en algunas ocasiones, no les quedo bien cuajado.

Para que su eminencia no esperase, las monjitas caramelizaron la superficie y se lo sirvieron, dando origen así a la crema quemada. Leyenda o no, lo cierto es que la crema catalana es un postre que gusta a casi todo el mundo por su suavidad y su toque crujiente“ de caramelo. Pocos son los que se resisten a estas cazuelitas dulces y hoy, siguiendo esta receta, también las podéis disfrutar en casa.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Leche entera 1 l
  • Yemas de huevo 8
  • Azúcar 100 g
  • Maicena 20 g
  • Corteza de limón al gusto
  • Corteza de naranja al gusto
  • Azúcar para caramelizar al gusto
  • Canela en rama 1

Cómo hacer crema catalana

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 20 m
  • Elaboración 10 m
  • Cocción 10 m

Comenzaremos cascando los huevos y separando la yema de las claras. Estas no las tiréis, podéis aprovecharlas para otras preparaciones.

En una olla ponemos la leche a calentar con la corteza de limón, de naranja y la rama de canela. Por otra parte en un bol mezclamos removiendo bien, el azúcar y la Maicena, añadimos las yemas batidas y unimos todo con unas varillas.

Cuando la leche rompa a hervir vertemos la mezcla de yemas, azúcar y maicena que la pasaremos por un chino o colador grueso. Removemos a fuego medio y sin parar de remover con una varilla para que no se nos pegue hasta que la mezcla vuelva a hervir de nuevo. Volcamos en unas cazuelitas individuales.

Dejamos enfriar sin tapar y espolvoreamos con el resto del azúcar que habremos repartido entre nuestras cremas. Requemamos con un soplete de cocina hasta que el azúcar se caramelice. Servir fría.

crema catalana

Con qué acompañar la crema catalana

La crema catalana ya es deliciosa por si sola con su costra de azúcar, pero si sois de lo más goloso os aconsejo acompañarla con nata, bizcochos o unos crujientes barquillos.

En Directo al paladar | Banda de hojaldre de manzana: receta En Directo al paladar | Tarta de manzana y leche condensada: receta

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio