Compartir
Publicidad

Croquetas de pollo al curry. Receta de aprovechamiento

Croquetas de pollo al curry. Receta de aprovechamiento
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El pollo al curry es una de las recetas que más me gusta cuando no sé qué preparar para comer ya que siempre tengo algo de pollo en el congelador y no faltan en mi despensa ni las latas de leche de coco ni mi mezcla de polvos de curry casero. Por eso, cuando me sobra un poco de esta deliciosa receta, le doy salida haciendo croquetas de pollo al curry, una estupenda receta de aprovechamiento.

Al igual que en la receta de croquetas de gambas en las que os conté mi truco para que tuvieran un sabor más intenso, también en esta receta hago algo similar para potenciar el sabor de la bechamel, aprovechando un poco de la salsa del pollo para hacer la pasta de croquetas. El resultado son unas excelentes croquetas, diferentes y deliciosas.

Ingredientes para 4 - 6 personas

  • Sobras de una receta de pollo al curry (pechugas de pollo, leche de coco, polvos curry, cúrcuma en polvo, cebolla, zanahoria), 50 g de mantequilla, 50 g de harina, 1/2 litro de leche, huevos, pan rallado

Cómo hacer croquetas de pollo al curry

Para hacer las croquetas vamos a aprovechar tanto las tajadas de pollo como la salsa de nuestra receta de pollo al curry y no las hortalizas, trozos de piña o pasas que pueda tener la receta que no quedarían bien en estas croquetas. Por ese motivo, sacamos las presas de pollo y colamos la salsa que pueda habernos sobrado que utilizaremos para potenciar el sabor de la bechamel.

Cortamos las tajadas de pollo al curry en trocitos y comenzamos a preparar la bechamel. Para ello, ponemos en una sartén la mantequilla y con ella rehogamos los taquitos de pollo, incorporando a continuación la harina y removiendo hasta que ésta prácticamente desaparezca envolviendo los trocitos de pechuga.

Entonces comenzamos a añadir la leche, muy poco a poco, dejando que sea absorbida por la masa de pollo y harina antes de añadir un poco más de leche. Poco a poco dejamos que vaya aumentando la proporción de leche y cuando tenemos toda incorporada, dejamos que la masa cueza a fuego lento durante unos 30 minutos.

Para potenciar el sabor de la pasta de croquetas, una vez terminada la leche, podemos añadir la salsa de pollo al curry que hubiera sobrado, que al ser también de textura láctea gracias a la leche de coco, encajará muy bien en la bechamel, sin variar su aspecto y cremosidad. También añadimos una cucharadita de cúrcuma o polvo de curry para que el interior de nuestras croquetas tome color.

Después, como en todas las recetas de croquetas, dejamos enfriar la masa en la nevera durante 8 horas, formamos las croquetas y las pasamos por harina, huevo y pan rallado antes de freírlas en aceite muy caliente. Una vez fritas, conviene comerlas inmediatamente para que estén bien crujientes.

Croquetas Curry Pasos
Tiempo de elaboración | 1 hora más el reposo
Dificultad | Media

Degustación

Las croquetas de pollo al curry son un excelente aperitivo o entrante que sorprenderá y gustará incluso a los reacios a probar platos de cocinas exóticas. Con su textura cremosa y su crujiente envoltorio, todos disfrutarán de esta receta de aprovechamiento.

En Directo al Paladar | Lasaña verde de pollo al curry. Receta
En Directo al Paladar | Albóndigas de pollo al curry. Receta

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio