Compartir
Publicidad

Siete recetas para personas que odian cocinar y siete utensilios para hacerlas más fáciles

Siete recetas para personas que odian cocinar y siete utensilios para hacerlas más fáciles
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Incluso a los cocinitas como yo en ocasiones nos da una pereza terrible tener que ponerse delante de los fogones, no quiero ni pensar lo que debe ser para los que aborrecéis la cocina y así y todo no tenéis más remedio que preparar la comida cada día. Por eso hoy voy a proponeros siete recetas para personas que odian cocinar y siete utensilios para hacerlas más fáciles.

Hay una diferencia entre no tener ganas de cocinar de vez en cuando y odiar cocinar. Para empezar, si no os gusta cocinar, probablemente no tengáis una nevera llena de sobras con las que poder apañar alguna comida. ¿Realmente hay recetas para personas que no les gusta cocinar? Supongo que eso depende de cuánto no se quiera cocinar ese día. Si no estáis dispuestos a poner algunos ingredientes juntos y ensuciar una sartén, quizás no. Pero, si solo estáis buscando recetas simples que no ocupen mucho tiempo y no creen demasiados problemas, seguramente os interesará lo que voy a proponeros.

1. Tagliatelle con salsa de setas, tomate seco y almendras

Cocina1

Si hay un ingrediente socorrido por lo sencillo que resulta de preparar, pues solo tiene que hervirse y acompañarse de alguna salsa, es la pasta. Por eso es nuestra primera elección. Estos tagliatelle con salsa de setas, tomate seco y almendras se preparan en media hora y como son un plato saciante, no tendréis que preparar nada más, solo llevarlo a la mesa con un poco de queso rallado. Para que resulte muy fácil preparar esta receta nada como una olla especial para hervir pasta en acero inoxidable, con un cesto especial para escurrirla.

2. Entrecot a la plancha con zaatar, patatas y tomatitos

Cocina2

¿Hay algo más sencillo que una carne o un pescado a la plancha? Pero para que no resulte aburrido os proponemos preparar un entrecot a la plancha con zaatar, patatas y tomatitos. El zaatar es una mezcla de especias con sésamo tostado y aportará al resultado final un aromático sabor sin que hayáis tenido que complicaros ni una pizca. Indispensable para que los ingredientes no se peguen, es contar con una buena plancha de cocina que alcance mucha temperatura y con un termostato para controlar la cocción. La que os propongo puede lavarse en el lavavajillas o simplemente pasando sobre la superficie un paño húmedo.

3. Ensalada de garbanzos con tomates y ventresca de atún

Cocina3

Las latas y las conservas de comida son lo más práctico para los que no queráis complicaros en la cocina pero buscáis platos nutritivos y sabrosos. Os proponemos una suculenta ensalada de garbanzos con tomates y ventresca de atún que es, además, una buena forma de incluir legumbres en nuestra dieta. Si no os gustan los garbanzos, podéis variar con la misma proporción de ingredientes, por lentejas, habas o una mezcla de los tres. Para facilitar la tarea de abrir las conservas sin dañarse, nada como un buen abrelatas, muy práctico pues se bloquea en latas de todos los tamaños para una apertura segura y eficiente y, muy importante, no deja bordes afilados en la lata o tapa ni virutas de metal en los ingredientes.

4. Merluza al horno con ajada al limón

Cocina4

No sé porqué existe el convencimiento de que los platos de pescado son muy complicados de preparar. Con esta receta de merluza al horno con ajada al limón os aseguro que cambiaréis de idea rápidamente, pues la tendréis lista con solo quince minutos de trabajo y puede que incluso os le cojáis el gusto a la cocina. Haceos con una buena fuente de horno como esta de pírex (un material que me encanta por su limpieza) y quedaréis encantados con el resultado. Está hecha con vidrio borosilicato, lo que la hace muy resistente a los choques y a las altas temperaturas, además no retiene los sabores.

5. Espinacas a la catalana

Cocina5

Si lo que os da verdadera pereza de preparar son las cenas, mirad esta receta de espinacas a la catalana, más fácil imposible y además con ingredientes nutritivos y con pocas calorías. Podréis servirlas tanto como guarnición como plato único si las acompañáis de un huevo hervido. Si en vuestra familia no son muy aficionados a las verduras, lo mejor es servirlo lo más atractivas posibles, por ejemplo en esta bandeja de Bloomingville. Os aseguro que se lo comerán todo sin rechistar.

6. Gazpacho de melón

Cocina6

Aprovechad que todavía hace calor y podemos disfrutar de frutas estivales para preparar este delicioso y facilísimo gazpacho de melón. Solo os llevará diez minutos (sí, habéis leído bien) prepararlo, así que por mucho que odiéis cocinar no tenéis muchas escusas para no probarlo. Para que no queden incómodos grumos, lo mejor es contar con una potente batidora de mano, como la que os proponemos que tiene 700W y cuchillas de titanio. Además, lleva un montón de accesorios para facilitaros al máximo el trabajo en la cocina.

7. Gisantes con jamón

Cocina7

Un clásico entre los clásicos es esta receta de guisantes con jamón que preparo muchas veces para cenar, pues mis hijos son fans absolutos de los guisantes, y como lleva la proteína del jamón resulta un plato de lo más completo. Eso sí, será necesario que tengáis un buen cuchillo a mano, para cortar el jamón en taquitos pequeños, así resulta mucho más atractivo al llevarlo a la boca. A mí me gusta un cuchillo de verduras, pequeño y fácil de manejar, que es el que os propongo, pero para gustos los colores, así que escoged el que mejor os vaya, que para eso estáis cocinando vosotros.

Fotografía | Pixabay

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio