Publicidad

Castaña pilonga: Cinco recetas para aprovechar este ingrediente

Castaña pilonga: Cinco recetas para aprovechar este ingrediente
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

La castaña ha sido siempre un fruto muy importante en la alimentación de nuestros antepasados sobre todo en la zona norte de nuestro país. Antes del descubrimiento de América, y de que el maíz y la patata llegaran a Europa, éstas junto con el trigo eran la base de la alimentación europea.

En la actualidad aunque su empleo en la alimentación no es tan relevante como antes, se esta recuperando la tradición gastronómica que gira en torno a ella, y desde el otoño es protagonista de muchas recetas dulces y saladas como las que hoy os presentamos aquí. Y es que se puede decir que la castaña pilonga... ¡está de moda!

La castaña pilonga es simplemente la castaña natural secada al humo, ésta mediante el proceso de deshidratación llega a perder hasta un 20 % de su humedad, y al contrario que la castaña cruda, tóxica y muy indigesta, la castaña pilonga es fácil de digerir aportando hidratos de carbono, fibra y poca cantidad de grasa, a diferencia del resto de los frutos secos.

¿Cómo se preparaban de forma tradicional las castañas pilongas?

En la zona norte del país, sobre todo Galicia, la tradición de la castaña está muy arraigada a su cultura gastronómica. Desde tiempos inmemoriales, cuando llegaba el otoño en los pueblos ,se preparaban las castañas pilongas para disponer de ellas a lo largo del año.

Después de recolectarse las castañas, éstas se almacenaban en unos locales denominados sequeiros, que era el lugar donde se preparaba el fuego con leña. Una vez que ese fuego había hecho brasa, se colocaban las castañas a secar y poco a poco se iban desprendiendo de su piel. Seguidamente se envolvían en sacos de tela, golpeándolas entre dos personas de manera que finalmente se desprendiera totalmente la piel del fruto.

De esta manera ya se tenía castaña para todo el invierno de una forma tradicional.

La castaña pilonga en la cocina

La castaña pilonga es ideal tanto para preparaciones dulces como saladas, si nunca las has probado disfruta con estas recetas que te traemos hoy y anímate a introducir en tu dieta este fruto seco lleno de beneficios. A pesar de ser de origen humilde, la castaña pilonga se transforma en los platos dando lugar a recetas llenas de sabor y con un punto de originalidad y distinción.

Recetas saladas

Lombarda braseada con manzana, castañas y naranja

castaña
  • Ingredientes: 1 col lombarda grande, 1 naranja, 1 rama de canela, 4 clavos, 1 manzana verde grande, 30 gr de azúcar moreno, 1 vaso de vino tinto, 2 cucharadas de vinagre de Jerez, aceite de oliva virgen extra, 150 gr de castañas cocidas y peladas.

  • Elaboración: Precalentar el horno a 200ºC. Lavar y trocear la col lombarda, desechando la parte central más dura y las hojas más externas. Lavar la naranja y pelar la piel, procurando descartar la parte blanca. Pelar y trocear las manzanas.Calentar un par de cucharadas de aceite en una sartén o cazuela amplia. Añadir la canela, la piel de naranja y los clavos, dejando que suelten sus aromas un par de minutos. Añadir la lombarda y las manzanas, removiendo bien. Incorporar el azúcar moreno, el zumo de la naranja, el vino tinto y el vinagre. Añadir las castañas. Dejar cocinar a fuego vivo unos 5 minutos, removiendo de vez en cuando. Colocar en una fuente de horno, regar con un poco más de vino y cubrir con papel de aluminio. Hornear durante unos 30 minutos, vigilando que no se seque demasiado a mitad de la cocción. Añadir más vino o un poco de agua si fuera necesario.

Enlace | Lombarda braseada con manzanas, castañas y naranjas

Chuleta de cerdo con castañas

castaña pilonga
  • Ingredientes: 8 chuletas de cerdo, 200 gramos de castañas, 2 cebollas, 2 dientes de ajo, 2 tomates rojos, 2 zanahorias, 1 chorro de coñac, aceite de oliva, sal, pimienta y 2 vasos de agua.

  • Elaboración: Precalentamos el horno a 200º C. Lavamos las castañas y les hacemos un corte en todo su alrededor. Ponemos las castañas en una bandeja y la introducimos en el horno, durante 10 minutos. Sacamos del horno y las pelamos, nos podemos ayudar cogiéndolas una a una con un paño y desprendiéndolas de las dos pieles. Reservamos. Pelamos y cortamos las cebollas, las zanahorias y los ajos a rodajas finas. Lavamos y cortamos los tomates a gajos. Reservamos todo. Colocamos una cazuela al fuego con un buen chorro de aceite. Añadimos la carne salpimentada, la cebolla, la zanahoria, los ajos y el tomate.

Enlace | Chuletas de cerdo con castañas

Berenjenas rellenas de champiñón y castañas al microondas

castaña
  • Ingredientes: 2 berenjenas pequeñas ralladas, 250 g de champiñones, 100 g de castañas peladas y cocidas, 1/2 cebolleta, 1 diente de ajo, 1 chorrito de vino tinto, aceite de oliva virgen extra, tomillo, comino, sal y pimienta negra, queso cremoso (puede ser desnatado), un poco de pan rallado y levadura de cerveza en copos o queso rallado.

  • Elaboración: Lavar, secar y cortar el extremo de las berenjenas. Dividir en dos mitades con un corte longitudinal. Practicar unos cortes en la carne, pintar con un poco de aceite y cocer en el microondas durante unos 8 minutos. Comprobar que estén bien cocidas y volver a calentar si hiciera falta. Lavar los campiñones y picarlos bien. Picar la cebolleta y el diente de ajo. Poner a calentar un par de cucharadas de aceite en una sartén o cazuela y pochar la cebolleta con el ajo. Añadir los champiñones y dar unas vueltas. Incorporar la carne de las berejenas, procurando no romper la piel. Añadir las castañas ligeramente troceadas. Regar con el vino a temperatura alta, salpimentar y sazonar con el tomillo y comino al gusto. Bajar el fuego y cocinar todo junto hasta que la mezcla esté melosa. Vigilar el nivel de líquido. Rellenar las berenjenas. Coronar con unas cucharadas de queso crema, un golpe de pimienta negra, pan rallado y levadura de cerveza o queso rallado. Volver a cocinar al microondas unos 5 minutos, con la función de gratinar.

Enlace | Berenjenas rellenas de champiñones y castañas al microondas

Otras recetas saladas

Recetas dulces

Crema dulce con castañas

castaña
  • Ingredientes: 1 kilo de castañas pesadas sin cáscara, 1 kilo de azúcar, 1 manzana verde grande, 1 vaso de agua, 1 rama de canela o 1 vaina de vainilla (opcional).

  • Elaboración: Retirar la cáscara exterior de las castañas con un buen cuchillo. Colocarlas en una olla, cubrirlas de agua y llevar a ebullición. Cocerlas a fuego medio durante unos 30 minutos, hasta que estén tiernas. Escurrir el líquido y dejarlas enfriar unos pocos minutos. Cuando aún estén calientes pero manejables, retirar la segunda piel, que saldrá con facilidad. Triturarlas con ayuda de una picadora o batidora. Limpiar los tarros que vayamos a usar y las tapas con agua caliente y jabón, enjuagar bien y secar con un paño limpio. Llevar los tarros al horno y calentar a 170ºC durante unos 20 minutos; hervir las tapas en un cazo con agua. Mantener calientes. Poner el azúcar en una olla o cazuela amplia y añadir un vaso pequeño de agua. Calentar para conseguir un almíbar ligero. Añadir la manzana verde pelada y rallada, la rama de canela o vainilla en caso de utilizarse, y las castañas trituradas. Remover bien y llevar a ebullición. Dejar cocer a fuego lento durante 30-45 minutos, hasta que espese. Si han quedado muchos grumos se puede volver a triturar con una batidora de brazo, para conseguir una textura mucho más suave, retirando previamente las especias si se han utilizado. Manipulando todo con cuidado de no quemarnos, llenar cada tarro hasta el borde, cerrar bien con su tapa y poner inmediatamente boca abajo. Continuar con el resto. Dejar enfriar completamente los botes en esa posición, para que haga efecto vacío.

Enlace | Crema dulce de castañas

Cazuelitas de chocolate y crema de castañas

Castañas
  • Ingredientes: 2 huevos, 60 gr de azúcar, 50 gr de chocolate negro, 100 gr de crema de castañas dulce, 50 gr de mantequilla, 15 gr de Maicena, una pizca de sal.

  • Elaboración: Precalentar el horno a 170 grados. Separar las claras de las yemas. Montar con una pizca de sal las claras a punto de nieve firme. Fundir al baño maría el chocolate y la mantequilla.
Batir las yemas y el azúcar hasta que tornen blanquecinas. Añadir suavemente la crema de castañas y la maicena. Incorporarle la mezcla de chocolate y mantequilla templada. Delicadamente unir las claras a punto de nieve para que no pierdan volumen a la mezcla anterior. Repartirlo en los moldes y hornear durante dieciocho a veinte minutos.

Enlace | Cazuelitas de chocolate y crema de castañas

Otras recetas dulces con castañas

Esperamos que con todas estas sencillas y deliciosas recetas la castaña pilonga vuelva a tomar protagonismo en tu cocina.

Imagen | Wikimedia Commons
En Directo al Paladar | Cómo pelar castañas fácilmente
En Directo al Paladar | Temporada de castañas

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir