Compartir
Publicidad

Ocho errores que ya no cometo cuando hago pizza casera y un truco para recalentar las sobras

Ocho errores que ya no cometo cuando hago pizza casera y un truco para recalentar las sobras
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hacer pizza en casa en relativamente sencillo, pero muchas veces nuestra pizza no queda perfecta y es porque cometemos fallos de principiante. A lo largo de los años, mi técnica con la pizza ha ido evolucionando y hoy quiero contaros ocho errores que ya no cometo cuando hago pizza casera y un consejo para recalentar las sobras que seguro que os van a venir muy bien.

Algunos os van a sorprender y otros os parecen muy evidentes, pero a veces, son los pequeños detalles son los que hacen cambiar el resultado final. Si vosotros queréis completar este post con vuestras experiencias personales, vuestros trucos y consejos, dejándolas en comentarios, resultará perfecto para todos.

1. Primer error: usar masas congeladas, refrigeradas o precocinadas

Hacer nuestra propia masa de pizza es sencillo y divertido Hacer nuestra propia masa de pizza es sencillo y divertido

Hacer masa de pizza es muy sencillo y hay una gran, o mejor dicho una enorme diferencia entre usar nuestras propias masas de pizza o usar las de marcas industriales. No se tarda nada en hacer la masa y además podemos guardarla luego congelada si queremos, para futuros usos. Además, podemos hacer masa tradicional o probar con otras 13 masas a bases de pizza originales aportando así variedad a este plato que tanto nos gusta.

2. Excederse con la cantidad de tomate es un error clásico

Tomate Pizza

Sobre la base de la pizza, lo normal es poner una salsa de tomate, ya sea una passata, un triturado de tomate o una salsa de tomate frito. Pero no hay que pasarse con la cantidad porque puede humedecer en exceso la base o masa de nuestra pizza, que quedará entonces demasiado blanda y no conseguiremos el deseado crujiente de la base.

3. Cargar la pizza con mucha cantidad de ingredientes no mola

Pizza Demasiada Cantidad

No nos gustan las pizzas en las que hay que pelearse para encontrar un trozo de carne o de pepperoni, pero tampoco esas que están tan cargadas que el calor del horno no llega a la base y quedan algo crudas en el centro, en especial debajo de las tajadas. Son esas pizzas que al morder una porción, escurren los ingredientes, y quedan como desnudas, porque no se ha cocinado bien.

Además, si nos ponemos a añadir por añadir, llega un momento que la pizza pierde su coherencia y no se sabe de qué es o qué sabores son los centrales. Yo os recomiendo hacer las pizzas con un máximo de cuatro o cinco productos distintos, y no cargarlas demasiado. Mejor comer otra porción extra, que llenarse con la primera porción de una pizza que no esté rica por estar cargada en exceso.

4. Usar o no usar mozzarella, esa es la cuestión

1366 2000 3

No todos los quesos producen el mismo efecto fundente en la pizza y hace tiempo mi compañera Liliana nos explicaba con detalle que la mozarella es la mejor opción y el cheddar la peor. Si queréis aportar otros sabores, como el del queso azul por ejemplo, no prescindáis de la mozzarella como base de queso, y añadid el queso azul o el que queráis utilizar como si fuera otro de los ingredientes del topping o cobertura. Una combinación que nunca falla es la pizza cinco quesos.

5. El horneado de la pizza con el horno frío arruina tus pizzas

horneado pizza Con una base de piedra las pizzas quedan mucho mejor

Hay varias claves para que la pizza quede bien crujiente en su base y sin embargo bien jugosa en su superficie y la principal es el horneado de la pizza. No hay que meter la pizza a cocinarse hasta que el horno esté bien caliente. Recomendamos que lo hagáis con la máxima potencia que podáis, por encima de los 225º y tras un largo precalentamiento.

Para conseguir un resultado profesional, viene muy bien utilizar piedras de horno, que si tenemos bien caliente antes de poner la pizza encima, harán una base perfecta y crujiente.

6. Hacer siempre la misma pizza cansa a todos

https://www.directoalpaladar.com/recetario/31-recetas-de-pizza-una-pizza-para-cada-dia-del-me Pizza de pera, jamón y queso gorgonzola

Dicen las abuelas que lo poco gusta y lo mucho cansa y tienen razón. Si siempre hacemos la misma pizza o no variamos, es probable que en casa se cansen de nuestras pizzas. Por eso publicamos una recopilación con una pizza diferente para cada día del mes, para que encontréis todo tipo de pizzas, clásicas, modernas, originales y con combinaciones de sabores que sin duda os gustarán y sorprenderán a todos.

7. No hagas solamente pizzas basadas en la carne

Pizza de salmón Usa también recetas de pizza con pescado

La mayoría de las pizzas que solemos encontrar son pizzas cárnicas, hechas con un topping de jamón, con chorizo, con pollo, o con carne picada, etc y se nos olvida muchas veces que las pizzas con pescado son sorprendentemente ricas. Buen ejemplo son las pizzas de bonito y anchoas o la pizza de salmón noruego al eneldo.

8. No todo vale a la hora de hacer pizza

Pizza Pasta 31a 620x652

Nos gustan tanto las pizzas que muchas veces, vemos esperpentos en formatos curiosos como los que os contamos aquí al decir que no todo se puede convertir en pizza. Cuando quieres comer pizza, es mejor hacer pizza clásica y ser original con los ingredientes o combinaciones y no tanto con el formato.

Truco: Cómo recalentar pizza y que quede casi como recién hecha

Captura

Cuando sobra pizza, la tarea de recalentarla es algo importante porque lo de meter la pizza al microondas y darle a calentar a tope durante 2 minutos, no funciona. Recalentarla así, hace que saquemos una base que es una especie de pan de molde cubierto con algo que se derrite o que se ha requemado.

Para recalentar una porción de pizza suele ser mejor dar un toque en el microondas (30 segundos) para que la cobertura no esté fría y mientras ir calentando una sartén con tres gotas de aceite para que esté muy caliente. Al sacar del microondas, ponemos la porción en la sartén durante tres minutos y así la base volverá a estar crujiente. Ya veréis como así es mucho mejor.

Con estos ocho errores que ya no cometo al hacer pizza casera y el consejo para recalentar las sobras seguro que estaréis deseando poneros a hacer pizza hoy mismo para cenar. Esperamos que os vengan bien todas estas sugerencias.

En Directo al Paladar | 31 recetas de pizza, una pizza para cada día del mes
En Directo al Paladar | Pizza de pera, jamon y gorgonzola, receta
Imágenes | KirbieCravins, Silar | D.Thakur | S.Depolo | G.Bollsay | C.Caravello | Jeffreyw

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio