Publicidad

Espaguetis con panceta y salsa de tomate casera, receta sin complicaciones y muy sabrosa

Espaguetis con panceta y salsa de tomate casera, receta sin complicaciones y muy sabrosa
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

La pasta es uno de mis platos preferidos. Además al ser tan versátil combina muy bien con todo, y con muy pocos ingredientes podemos hacer recetas tan sencillas y ricas como estos espaguetis con panceta y salsa de tomate casera.

He utilizado mi receta de salsa de tomate casera. Al ser una salsa con verduras, y esta una receta con pocos ingredientes, el resultado es espectacular. No necesita nada más que un poco de queso.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Espaguetis 200 g
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Panceta en lonchas 2
  • Orégano seco
  • Albahaca
  • Queso rallado
  • Salsa de tomate casera

Cómo hacer espaguetis con panceta y salsa de tomate casera

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 20 m
  • Elaboración 5 m
  • Cocción 15 m

Para cocer la pasta ponemos en una olla alta abundante agua. Cuando comience a hervir echamos un puñadito de sal y cocinamos según las instrucciones del fabricante. La escurrimos, la pasamos por el chorro de agua fría, y añadimos unas gotas de aceite de oliva que repartimos bien por todos los espaguetis. Reservamos.

Aparte, en una sartén, salteamos unos minutos la panceta troceada. No es necesario añadir aceite ya que la propia panceta tiene grasa y no se pegará. Calentamos la salsa de tomate.

Colocamos los espaguetis en el fondo del cuenco. Añadimos salsa de tomate al gusto y por encima la panceta. Espolvoreamos con orégano y albahaca y acompañamos de queso curado rallado. Servimos inmediatamente.

Espaguetis con panceta y salsa de tomate casera paso a paso

Con qué acompañar los espaguetis con panceta y salsa de tomate casera

Me gustan todo tipo de quesos para la pasta, especialmente los quesos fuertes y curados, así que para estos espaguetis con panceta y salsa de tomate casera va fenomenal un queso castellano bien curado de oveja, por ejemplo. Si tenéis prisa, podéis dejar la pasta cocida previamente. Sólo tenéis que ponerle un poco de aceite y taparla bien para que no se reseque.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir