Compartir
Publicidad

Jam tarts o tartaletas de mermelada. Receta tradicional británica

Jam tarts o tartaletas de mermelada. Receta tradicional británica
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si hay algo que los británicos bordan, en lo que a gastronomía se refiere, es el "afternoon tea". Quienes gustan de mantener las tradiciones, no perdonan acompañar su "cuppa" con un bocado dulce. La lista de caprichos es larga y en ella encontramos pasteles, pastas, bizcochos y un sinfín de delicias. Entre ellos, uno de mis favoritos, las jam tarts o tartaletas de mermelada.

A pesar de ser la sencillez hecha dulce, estas jam tarts o tartaletas de mermelada son maravillosas. Se pueden hacer con masa quebrada y mermelada comerciales, pero yo recomiendo hacerlas en casa. Como relleno, podéis utilizar mermelada de fresa, de naranja amarga, de higos con vainilla y jengibre, de pomelo rosa, etc. Cualquiera le va bien.

Ingredientes

Para 12 unidades
  • Harina de trigo 125 g
  • Mantequilla 60 g
  • Azúcar 30 g
  • Esencia de vainilla media cucharadita
  • Sal
  • Leche o agua 15 ml
  • Mermelada de albaricoque (o cualquier otro sabor) 175 g
  • Azúcar glasé

Cómo hacer jam tartas o tartaletas de mermelada

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 40 m
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 20 m
  • Reposo 30 m

En una superficie de trabajo limpia y seca, hacemos un volcán con la harina. En el centro depositamos el azúcar, la mantequilla (que deberá estar muy fría y cortada en dados), la esencia de vainilla y la sal. Trabajamos con las yemas de los dedos hasta obtener una especie de migas.

Incorporamos el agua o la leche a la mezcla anterior y mezclamos con suavidad. No debemos trabajar la masa en exceso, solamente juntar los ingredientes. Si nos pasamos, no conseguiremos la textura quebrada que debería tener esta masa. Envolvemos la masa en papel transparente, la aplastamos para que resulte más fácil de trabajar con el rodillo a posteriori y la dejamos reposar en la nevera durante 30 minutos.

Transcurrido el tiempo de reposo, retiramos el papel transparente y la extendemos con un rodillo. Para que no se nos pegue a la superficie de trabajo, espolvoreamos un poco de harina sobre ella. Hacemos lo mismo con el rodillo. El grosor de la masa es opcional, pero yo recomiendo hacerlo lo más fino posible. El resultado es más ligero.

Masaquebrada650ma

Cortamos la masa con un cortapastas redondo, de igual diámetro que las cavidades de la bandeja de tartaletas para horno, y cubrimos cada una de ellas con una porción de masa. Aplastamos ligeramente y rellenamos con la mermelada, hasta la mitad. La tarea será más sencilla si usamos una manga pastelera, pero no es necesario.

Horneamos a 180ºC, en horno pre calentado arriba y abajo, durante 15-20 minutos o hasta que los bordes de las tartaletas comiencen a tomar color. Una vez listas, retiramos del horno y dejamos enfriar completamente antes de desmoldar, ya que son sumamente frágiles. En el momento de servir, espolvoreamos con azúcar glasé a modo de decoración.

Tartaletascollage650ma

Con qué acompañar las jam tarts o tartaletas de mermelada

Al igual que hacen los britanicos, las jam tarts o tartaletas de mermelada resultan perfectas para acompañar una taza de té o café, ya sea a media mañana o a media tarde. La fragilidad de la masa es tal que se deshace y desmorona en la boca según entra en ella. Son un bocado muy delicado, exquisito y delicioso.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio