Publicidad
Publicidad

RSS crustáceo

¿Sabes por qué la langosta y el bogavante se vuelven rojos al cocinarse?

Comentar
¿Sabes por qué la langosta y el bogavante se vuelven rojos al cocinarse?

Seguro que casi todos visualizamos un crustáceo de bonito color rojo cuando pensamos en la langosta, aunque el caolor del animal vivo sea de color pardo, marrón o azulado. Hasta hace poco se sabía que el culpable de ese color rojo intenso es la astaxantina, un caretonoide presente en el caparazón, y más recientemente sabemos exactamente por qué la langosta y el bogavante cambian de color al cocinarse.

La astaxantina es un pigmento liposoluble que en su forma libre tiene un color rojo brillante ligeramente anaranjado, el mismo que presentan estos crustáceos una vez cocidos. Pero cuando están vivos, este caretonoide queda oculto por al interactuar con una proteína, la crustacianina, causante del color pardo o azulado.

Leer más »

La galera empieza a adquirir el valor gastronómico que merece

5 Comentarios
La galera empieza a adquirir el valor gastronómico que merece

La galera es un crustáceo malacostráceo que se da en la zona del Mediterráneo, en la costa valenciana hay buena cuenta de ellas, por lo que también se las denomina “carabela valenciana”. A pesar de que su caparazón ligeramente blando, es tan molesto como el de las cigalas, su interior esconde una carne muy jugosa y sabrosa.

Lamentablemente ha sido un marisco infravalorado, muy utilizado para dar sabor a los caldos, lo que garantiza que están riquísimas, pero no se había extendido su consumo como protagonista de un plato, pues al tener poca proteína la carne mengua bastante.

Leer más »
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos