Compartir
Publicidad
Publicidad

Una cervecera detiene su producción para enlatar agua destinada a las víctimas del huracán Harvey

Una cervecera detiene su producción para enlatar agua destinada a las víctimas del huracán Harvey
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La marca cervecera Anheuser-Busch ha dado una gran lección de solidaridad con motivo de la catástrofe provocada por el huracán Harvey, que alcanza proporciones bíblicas y miles de desplazados.

Esta empresa ha detenido su producción de cerveza para enlatar "agua de emergencia", que irá destinada a los damnificados de las zonas más afectadas, con ayuda de la Cruz Roja americana.

En apenas tres días han preparado 155.000 latas que enviarán a Louisiana y Texas. Quizá parezca que no es mucho: solo se trata de agua potable. Pero para quien la reciba será más de lo que tiene ahora mismo.

No es la primera vez que Anheuser-Busch reacciona ante desastres naturales. De hecho, desde 1988 ha enviado 76 millones de latas de agua de emergencia a la población desplazada por catástrofes como el huracán Harvey.

Huracan Cerveza

Agua potable para los desplazados

El recuento de víctimas a causa del huracán Harvey asciende a decenas de muertos, cientos de atrapados por las inundaciones y miles de damnificados que lo han perdido todo, menos la vida.

La compañía cervecera Anheuser-Busch -con una solera de 160 años de experiencia y 17.000 trabajadores en Estados Unidos- ha detenido la producción en una de sus fábricas, preparada para situaciones de emergencia, concretamente la de Cartersville (Georgia).

Al parecer, esta planta puede hacer parones en cualquier momento a lo largo del año para cambiar su enlatado y atender toda petición de ayuda emitida por Cruz Roja en caso de catástrofe natural.

Si el huracán Harvey entró en la costa del Golfo el pasado fin de semana, el primer lote de agua potable enlatada llegó a los polideportivos y centros de acogida de desplazados el lunes 28 de agosto.

En un tiempo récord, apenas 48 horas, se han producido y enviado más de 155.000 latas de emergencia. Primero llegaron a Baton Rouge, capital y segunda ciudad más poblada de Louisiana, el estado que ya sufrió la devastación del huracán Katrina en 2005. Otros dos envíos de agua enlatada se dirigen a Arlington, Texas.

“Aportar nuestra fuerza de producción y logística para ayudar, proporcionando agua potable y segura es como mejor podemos colaborar en estas situaciones", ha declarado Bill Bradley, vicepresidente de Asuntos sociales de la compañía.

El pasado mayo, la cervecera hizo otro envío de otras 150.000 latas de agua a sus vecinos de Missouri e Illinois que sufrieron terribles inundaciones.

En 2016, la compañía se encargó de abastecer a las víctimas de las inundaciones en Luisiana, los incendios forestales de California y el huracán Matthew: en total enviaron más de dos millones de latas de agua potable.

Desde aquí, nuestra admiración y reconocimiento por su solidaridad y compromiso.

Imágenes | Anheuser-Busch Facebook
En Directo al Paladar | Bocadillos y bebidas solidarias para los bomberos que luchaban contra el fuego de Doñana
En Directo al Paladar | El precioso gesto del hotel de cinco estrellas australiano que ofrece comida de lujo a varias ONGs

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos