Publicidad

Aperitivo de tataki de salmón al pesto, la receta ligera más fácil para picotear

Aperitivo de tataki de salmón al pesto, la receta ligera más fácil para picotear
4 comentarios

Publicidad

Publicidad

¡¡Cómo tengo las albahacas de casa!! Están grandes, fuertes y llenas de aroma y sabor, por lo que últimamente las estoy usando mucho en la cocina. Pensando en un aperitivo ligero para hoy he recordado que tenía una rodaja de salmón fresco en la nevera y me he decidido a preparar una receta deliciosa: este aperitivo de tataki de salmón al pesto.

La misma receta la podéis hacer con otro pescado graso, por ejemplo con bonito o atún o con caballa, chicharro... que en su temporada se encuentran muy frescos y a muy buen precio. El resultado será similar.

Ingredientes

Para 2 personas
  • Salmón fresco una rodaja gruesa
  • Albahaca unas cuantas hojas frescas
  • Piñones 25 g
  • Queso Parmesano 25 g
  • Sal maldón
  • Diente de ajo 1
  • Aceite de oliva virgen extra 25 ml

Cómo hacer tataki de salmón al pesto

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 15 m
  • Cocción 15 m

Para hacer el pesto, trituro con la batidora los piñones con el ajo, el queso parmesano y el aceite de oliva virgen extra. Cuando tengo esos ingredientes más duros convertidos en una pasta, voy añadiendo hojas de albahaca y sigo triturando hasta obtener la textura que más me convenga.

En cuanto al salmón, lo primero que vamos a hacer es cortar la rodaja o el lomo en tacos de unos dos cm, porque si los hacemos más pequeños corremos el riesgo de que se hagan demasiado. Lo vamos a cocinar a la plancha en la sartén, pero sin nada de aceite, ya que nos vale con la grasa que tiene este pescado.

El salmón cuando está bien fresco se puede comer casi en crudo, como cuando tomamos sashimi en los restaurantes japoneses. Por eso cuando lo hago, procuro que no se haga mucho para que no esté seco sino todo lo contrario, lo más jugoso posible.

tataki al pesto

El truco para que quede perfecto es el siguiente: lo dejamos uno o dos minutos por cada lado y cuando notamos que el color le empieza a cambiar, le damos la vuelta y lo retiramos para que no se pase y la zona central esté casi sin cocinar. Así nos sorprenderá lo jugoso que queda.

Con qué acompañar el tataki de salmón al pesto

Este tataki de salmón al pesto cortado en taquitos para consumir en plan aperitivo, cundirá bastante porque con una sola rodaja o un trozo de lomo de salmón obtendremos 8 ó 10 porciones. Ponemos unos cristalitos de sal en cada taco, y lo servimos con el pesto al lado en forma de cordón. Inolvidable, ya veréis.

En Directo al Paladar | Boquerones en adobo de mirin y vinagre de arroz
En Directo al Paladar | Salmón al horno con frutos secos, la receta definitiva

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir