Publicidad

Patatas asadas extracrujientes con queso parmesano: la receta de guarnición definitiva para Navidad

Patatas asadas extracrujientes con queso parmesano: la receta de guarnición definitiva para Navidad
2 comentarios
81 votos

En esta época del año, pasamos más tiempo pensando el plato principal del menú que vamos a ofrecer a la familia y cuando llega el momento, nos solemos dar cuenta de que se nos ha olvidado el acompañamiento de ese plato. Por eso os sugerimos que hagáis estas patatas asadas extracrujientes con queso parmesano, con las que tenéis el éxito asegurado.

Estas patatas con su costra llena de sabor gustan a grandes y pequeños y son perfectas tanto para acompañar platos de carne de ternera, cerdo o pollo, como para servir de aperitivo con una salsa tártara o cualquier otro dip fresquito. Hacedme caso y no dejéis de probarlas porque la familia os lo va a agradecer de verdad. Son impresionantemente crujientes por fuera y cremosas por dentro gracias a un especial proceso de elaboración.

Cuando vi esta receta, me llamó la atención el curioso proceso de elaboración de estas patatas. Se hacen con una doble cocción, como mis patatas al estragón para guarnición de carne, pero en lugar de cocerlas y luego freírlas, aquí se cuecen de manera especial y después se rematan en el horno.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Patata 4
  • Mantequilla 75 g
  • Queso parmesano 75 en la pomada y el resto espolvoreado 100 g
  • bouquet garni (saquito de hierbas con pimienta en grano, 1 diente de ajo, tomillo y laurel)
  • Bicarbonato sódico una cucharada de postre en el agua de cocción
  • Sal una cucharada sopera en el agua de cocción
  • Perejil fresco para decorar

Cómo hacer patatas extra crujientes

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 40 m
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 20 m
  • Reposo 5 m

Primero, cortamos las patatas en trozos irregulares desgarrando un poco. Deben quedar de tamaño mediano, para comer en dos bocados.

Para que tomen mucho sabor, en la cacerola, con el agua y la sal, tenemos que meter un atadillo de hierbas y especias y para que queden especialmente tiernas conviene añadir una cucharada de postre de bicarbonato disuelta en el agua. El atadillo lo preparo con un trocito de tela de saco en el que meto las hierbas y después lo ato con hilo de cocina o bramante.

Tras cocer las patatas unos diez minutos desde que recuperan la ebullición las escurrimos y desechamos el atadillo. En un bol mezclamos mantequilla fundida con queso parmesano hasta conseguir una pomada. Después metemos dentro las patatas y removemos con cuidado para que se cubran con ese mejunje. Mientras, precalentamos el horno, las extendemos en una bandeja de hornear forrada con papel sulfurizado y añadimos un poco más de parmesano recién rallado para conseguir un resultado aún más crujiente.

Patatas Extra Crujientes Queso Pasos Pakus Dap

En el horno, doramos las patatas a 200ºC con calor arriba y abajo y ventilador -si lo tiene nuestro horno-, durante 15 a 20 minutos, dándoles la vuelta a menudo con unas pinzas para conseguir unas patatas con un crujiente espectacular, mantecosas por dentro y llenas de sabor. No dejéis de dar la vuelta a las patatas con frecuencia o se os pegarán y el queso se quemará dejando un sabor amargo.

81 votos

Con qué platos puedes usar las patatas extra crujientes

Estas patatas extra crujientes con queso parmesano son la guarnición perfecta para cualquier asado de carne, ya sea pollo o pavo, asado de ternera o una pieza de cerdo. Están tan ricas que probablemente le quitarán algo de protagonismo al plato principal, ya lo veréis. También las podéis servir como picoteo previo, acompañándolas de una salsa o dip fresco en la que ir mojándolas.

En Directo al Paladar | 17 salsas para todas tus carnes de Navidad (sean cerdo o ternera)
En Directo al Paladar | Las 215 mejores recetas de Navidad y 16 menús especiales para acertar seguro

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio