Publicidad

Siete recetas con albaricoques para aprovechar su mejor momento

Siete recetas con albaricoques para aprovechar su mejor momento
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Hoy hemos seleccionado siete recetas con albaricoques para aprovechar su mejor momento, ya que nos gusta daros ideas para aprovechar los ingredientes que están de temporada para que les podáis sacar el mejor partido.

Los albaricoques son una variedad muy sana de fruta de hueso. Además de contener gran cantidad de vitamina A y carotenos antioxidantes, los albaricoques poseen ácido fólico, vitamina B2, B1 y B5, y potasio, una buena proporción de fibra y un gran contenido en agua, por lo que nos permiten saciarnos sin ingerir muchas calorías.

Siete recetas con albaricoques para aprovechar su mejor momento

1. Tatín de albaricoques

1366 2000
  • Ingredientes: Para la tarta: 14 albaricoques, azúcar y agua para el caramelo líquido, 3 cucharadas de curd de naranja. Para la base: una lámina de hojaldre o de pasta brisa
  • Elaboración: Para que al darle la vuelta quede todo en orden, comenzamos caramelizando la base de nuestro molde. Yo he usado un molde redondo desmoldable pero igual podéis hacerlo en un molde fijo porque la tarta se despega perfectamente cuando está ya cocinada. Comenzamos lavando muy bien los albaricoques ya que los usaremos sin pelar. Después los cortamos en mitades y retiramos el hueso. Ponemos en el fondo tres cucharadas soperas de azúcar y unas gotas de agua y lo ponemos al fuego para hacer caramelo. Tened cuidado con la temperatura que se os puede quemar el caramelo y entonces amarga o lo que es peor os podéis quemar vosotros. Sobre el caramelo, colocamos las mitades de los albaricoques, -- ¡¡muy importante!!,-- con la piel apoyada en la base. Si lo preferís, podéis usar caramelo líquido del que ya viene preparado. No es necesario añadir la crema de naranjas pero le da un toque y una jugosidad muy especial. Como se prepara en cinco minutos con el microondas tal como os expliqué en la receta de las tartitas de fresas, os recomiendo hacerlo, pero es totalmente opcional. Yo lo usé por aprovechar la crema de naranja que me había sobrado. En ese caso, con una cuchara, rellenamos los huecos en los que antes estaba el hueso del albaricoque con el curd de naranja. Finalmente, cubrimos las frutas con la lámina de hojaldre o de pasta brisa precocinada que podéis encontrar en cualquier supermercado. Podéis usar una u otra en función de vuestro gusto, ya que ambas masas quedan muy bien en esta receta. También podéis utilizar hojaldre casero si os animáis a prepararlo vosotros mismos. Tras cubrir la tarta, rizamos los extremos sobrantes y los dejamos dentro del molde para que, cuando lo demos la vuelta, quede una especie de cesta. Eso será después, una vez haya sido horneada nuestra tatin de albaricoques. En la imagen podéis haceros una idea del proceso. Para terminar, horneamos la tarta en la zona central de nuestro horno con calor arriba y abajo a 180º durante unos 30 minutos, hasta que la base de la tarta (que de momento está arriba) empiece a dorarse. Apagamos el horno, dejamos cinco minutos a temperatura ambiente y damos la vuelta a la tarta sobre un plato antes de que el caramelo se vuelva a solidificar y se nos pegue al molde.

Receta completa aquí

2. Gallete de albaricoques al limón

1366 2000 1
  • Ingredientes: Para la masa, 250 g de Harina de trigo integral, 125 g de Mantequilla bien fría 60 g de Azúcar 5ml de Esencia de vainilla 30 ml de Leche 1 Clara de huevo. Para el relleno, 300 g de albaricoques deshuesados, el zumo de medio limón, la ralladura de medio limón, 70 g de azúcar moreno, 30g de mermelada de albaricoque, 50 g de almendras molidas y 10 g de almendras laminadas
  • Elaboración: Mezclamos la harina y el azúcar en un recipiente hondo. Agregamos la mantequilla en dados, la esencia de vainilla y la leche. Amasamos, inicialmente con las yemas de los dedos, hasta que los dados de mantequilla dejen de notarse y tengamo una masa homogénea. La envolvemos en papel film y la dejamos reposar en la nevera durante 30 minutos. Retiramos los huesos de los albaricoques y los cortamos en gajos. Los colocamos en un cuenco junto con la ralladura y el zumo de limón y el azúcar moreno. La cantidad a utilizar dependerá del dulzor de los albaricoques, si son muy ácidos, entonces la ajustamos al gusto. Maceramos mientras la masa está en la nevera. Sobre una lámina de papel de horno estiramos la masa con un rodillo. Da igual la forma que le demos, pero procuraremos que sea "distinguible". Extendemos la mermelada sobre la masa dejando un perímetro de unos tres centímetros sin cubrir y, sobre esta, espolvoreamos la almendra molida. Escurrimos los albaricoques y los repartimos sobre la almendra molida. Cubrimos con la almendra fileteada y, por último, doblamos los bordes de la masa hacia el interior. Los pincelamos con clara de huevo y cocemos en el horno, pre-calentado a 180ºC, durante 35 minutos (los 15 primeros con el calor solo abajo y los 20 restantes arriba y abajo).

Receta completa aquí

3. Cupcakes sencillos de albaricoque

1366 2000 3
  • Ingredientes: 225 g de Mermelada de albaricoque o compota, preferiblemente casera, 160 g de harina de repostería, 15g de almendra molida, 8g de levadura química, 1g de sal, 2 ml de esencia de vainilla, la ralladura de medio limón, 120 ml de leche, 1 huevo, 50 g de mantequilla derretida, azúcar glasé al gusto y zumo de limón o naranja para hacer un glaseado.
  • Elaboración: Precalentar el horno a 180ºC y preparar una bandeja con moldes para cupcakes o mini pasteles pequeños, engrasándolos o usando cápsulas de papel. Recomiendo en este caso utilizarlas de buena calidad o engrasarlas también un poco con mantequilla derretida. Trocear la mantequilla y derretir en el microondas con cuidado, a intervalos cortos y temperatura baja. Dejar enfriar ligeramente y templar también la leche. Mientras tanto batir con unas varillas la mermelada en un recipiente mediano para dejarla más suave. Si fuera muy espesa la podemos licuar calentándola en un cazo. Añadir el huevo, la vainilla, la ralladura de fruta y la leche, y batir con unas varillas. Incorporar la mantequilla y batir un poco más. Tamizar encima la harina con la levadura, la sal y la almendra molida, y mezclar todo bien hasta tener una masa homogénea sin grumos. Repartir en los moldes hasta llenar unos 3/4 de su capacidad y hornear durante unos 18 minutos, o hasta que al pinchar con un palillo salga limpio. Dejar enfriar completamente sobre una rejilla. Para decorarlos, mezclar con unas varillas unas cuantas cucharadas de azúcar glasé tamizado con un chorrito de zumo de limón o naranja hasta tener una consistencia espesa, y repartir sobre los cupcakes al gusto. Añadir alguna figura decorativa comestible o unos frutos secos picados al gusto.

Receta completa aquí

4. Bolitas de chocolate con albaricoque

1366 2000 4
  • Ingredientes: 50 g de Avena, 25 g de mantequilla de anacardos, 2 cucharadas de mil, 2 cucharadas de cacao en polvo, 3 orejones de albaricoque, ralladura de naranja, una pizca de sal y semillas de sésamo tostadas.
  • Elaboración: Ponemos la avena en un procesador de alimentos y trituramos hasta obtener una harina gruesa. En un bol mezclamos la mantequilla de anacardos con la miel. Añadimos el cacao en polvo y mezclamos bien. Añadimos la avena, los albaricoques picados, la ralladura de naranja y la sal y trabajamos con las manos hasta que esté todo unido. Guardamos la mezcla diez minutos en la nevera. Formamos bolas y las rebozamos en sésamo.

Receta completa aquí

5. Tostas de albaricoques asados con queso de cabra

1366 2000 5
  • Ingredientes: 8 Albaricoques ligeramente maduros, Ajo granulado, Sal gruesa, Romero fresco o seco, Tomillo fresco o seco, Pimienta negra molida, Aceite de oliva virgen extra, Ralladura de limón, Orégano seco, 4 medallones de queso de cabra, pan de hogaza y albahaca fresca
  • Elaboración: Precalentar el horno a 200ºC y preparar una bandeja o fuente cubriéndola con papel sulfurizado o engrasándola con aceite. Lavar bien los albaricoques y abrirlos por la mitad. Desechar los huesos. Disponer las mitades de albaricoque en la bandeja, boca arriba, y regar con aceite de oliva virgen extra. Salpimentar y añadir un poco de ajo granulado, romero y tomillo. Hornear durante unos 9-12 minutos, hasta que estén muy tiernos y suelten sus jugos. Hay que vigilar que no se deshagan demasiado. Cortar rebanadas de pan y tostar en el horno o en la tostadora. Mezclar el queso de rulo de cabra con ralladura de limón, pimienta negra y orégano. Formar las tostas repartiendo dos mitades de albaricoque por unidad y coronar con queso de cabra, un poco de aceite y horas de albahaca.

Receta completa aquí

6. Flaugnarde de peras de San Juan y albaricoques

flaugnard
  • Ingredientes: 90 g de azúcar, 1 sobre de azúcar vainillado (unos 7 g), 3 huevos L, 300 ml de leche, 1 chorrito de licor dulce, 125 g de harina, 1 pizca de sal, 4-5 peritas de San Juan y 3-4 albaricoques.
  • Elaboración: Precalentar el horno a 180ºC y engrasar un molde bajo, redondo o cuadrado, de tamaño mediano. Lavar y secar las peras y los albaricoques. Trocear en piezas del tamaño deseado, en forma de gajos desechando los huesos y el corazón de las peras si estuviera muy duro. Reservar. En un cuenco, batir con una batidora de varillas los huevos con el azúcar y el azúcar vainillado, hasta que quede ligeramente espumoso. Añadir la leche y el licor (en caso de usarlo) y batir un poco más. Tamizar encima la harina con la sal y mezclar o batir a baja velocidad, hasta conseguir una masa homogénea. Verter con cuidado en el molde. Distribuir la fruta para que quede homogénea por toda la superficie. Hornear sobre una rejilla durante unos 30-35 minutos, hasta que al pinchar el centro con un palillo salga limpio. Dejar enfriar fuera del horno. Espolvorear con azúcar glasé antes de servir.

Receta completa aquí

7. Cake de albaricoques y cerezas con buttermilk a la lavanda

1366 2000 8
  • Ingredientes: 12 albaricoques, 15 cerezas, 200 g Harina integral y 100 g de harina de repostería, 75 g de azúcar moreno, 15 g de levadura química, media cucharadita de Lavanda, media cucharadita de sal, 2 ml de Esencia de vainilla, 2 Huevos L, 350 ml de Buttermilk, 60 g de mantequilla, Ralladura de naranja, una pizca, Almendra laminada o en bastones y Azúcar extra para espolvorear (opcional)
  • Elaboración: Precalentar el horno a 200ºC y engrasar o forrar con papel sulfurizado un molde redondo de unos 28 cm de diámetro. Lavar la fruta, secar bien y reservar a temperatura ambiente antes de cortarla. Derretir la mantequilla y dejar enfriar. En un recipiente mediano, mezclar las harinas con el azúcar, la levadura, la sal y la lavanda, usando unas varillas. Formar un hueco en el centro. Aparte batir ligeramente los huevos con la vainilla, el buttermilk, la mantequilla derretida y un poco de ralladura de naranja o limón. Echar en el hueco de los ingredientes sólidos. Mezclar todo muy bien pero con suavidad, hasta dejar de ver grumos secos. Llenar el molde y repartir por encima la fruta cortada por la mitad sin el hueso, o en cuartos. Añadir almendras al gusto, un poco de azúcar e introducir en el horno. Bajar la temperatura a 190ºC y hornear durante unos 23-25 minutos, hasta que al pinchar un palillo salga limpio. Esperar fuera del horno antes de desmoldar o cortar.

Receta completa aquí

Imagen portada | Pixabay.com

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir