Compartir
Publicidad

Receta de cocido con pelotas

Receta de cocido con pelotas
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las pelotas son un plato típico de una parte de la provincia de Almería, son un plato muy contundente a base de longaniza, morcilla, tocino y carne de cerdo, garbanzos, etc. Yo no puedo evitarlo me gusta el cocido con el caldo blanco y me chiflan las pelotas, así que hoy he preparado esta receta de cocido con pelotas, mi versión particular de tan suculento plato.

De todas formas, cuando vuelva el frio, os presentaré las pelotas tradicionales, es un plato muy interesante.

Los ingredientes

300 gr. de garbanzos remojados, 1 /2 quijada de cerdo con su hueso (o cualquier otro corte que incluya carne y hueso), ¼ de pollo, 2 huesos blancos, 1 trocito de tocino veteado curado, 120 gr de habichuelas verdes, 2 dientes de ajo, 2 ramas de perejil, 1 rama de yerbabuena, 6 cucharadas de harina de maíz, el zumo de un limón y un huevo.

La preparación

Ponemos las carnes en una olla llena de agua fría, al fuego, en cuanto empiece a subir espuma a la superficie espumamos, o sea, quitamos la espuma, añadimos los garbanzos remojados de la noche de antes y escurridos, una ramita de apio, tapamos y dejamos cocer a fuego lento 2 horas y media.

Sacamos las carnes y añadimos las habichuelas troceadas, mantenemos a fuego flojo.

Desmenuzamos las carnes, las ponemos en un cuenco con el huevo, el ajo y perejil picados, el zumo de limón y 3 cucharadas de harina de maíz y amasamos. Si está demasiado blanda añadimos más harina, y formamos pelotas de similar tamaño.

Añadimos a la olla las pelotas que irán directamente al fondo, y la ramita de yerbabuena, en 5-10 minutos estas subirán a la superficie, en ese momento apartamos del fuego y listo para degustar calentito.

el pucherito en la lumbre
sacamos la carne
ingredientes para las pelotas
añadimos las pelotas al puchero

Tiempo de elaboración | 40 minutos

Tiempo de cocción |3 horas

Dificultad | Media

La degustación

Esta receta de cocido con pelotas que he preparado hoy, ha resultado ser toda una exquisitez. Tiene la ligereza del caldo blanco y la contundéz de las pelotas y bueno, a la gente menuda (así nos llamaban los mayores a los niños y niñas en mi infantil época) les ha encantado, han pedido más pelotas, más caldo, todo un éxito que os recomiendo.

Esta receta se la quiero dedicar a mi amiga Toñi, porque sé que la sabe apreciar y mucho.

En Directo al Paladar | Receta de potaje de bacalao con albóndigas En Directo al Paladar | Receta de judiones con oreja

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos