Cheesecake sin horno de melocotón: la tarta de temporada para disfrutar de la fruta de hueso

Cheesecake sin horno de melocotón: la tarta de temporada para disfrutar de la fruta de hueso
Sin comentarios
21 votos

Estamos en temporada de la fruta de hueso, así que nada mejor que esta cheesecake de melocotón para disfrutar de un postre fresquito y muy fácil, y que además no hace falta ni encender el horno para tenerlo listo.

En DAP nos encantan estas tartas con fruta fresca ideales para una comida veraniega, y si encima tiene ese sabor que tanto gusta a tarta de queso, esta combinación de fruta fresca y el cheesecake estaréis de acuerdo que es una ricura además vistosa.

Tan solo necesitaréis unos tiempos de reposos, pues necesita cuajarse en la nevera y un molde desmontable de tarta de 18 centímetros para facilitar el desmoldado a la hora de servirla. Si no sois de melocotón se puede sustituir perfectamente por otro tipo de fruta de hueso como albaricoque, nectarina o incluso mango o cereza. Así que venga, ¡vamos a la cocina que hoy toca tarta de postre!

Ingredientes

Para 8 personas
  • Galletas tipo María (Para la base) 80 g
  • Mantequilla (Para la base) 40 g
  • Queso crema (Para la mousse) 200 g
  • Azúcar (Para la mousse) 50 g
  • Yogur (Para la mousse) 50 g
  • Melocotón (Para la mousse) 600 g
  • Gelatina en polvo A (Para la mousse) 6 g
  • Agua A (Para la mousse) 30 g
  • Nata líquida para montar (Para la mousse) 100 ml
  • Azúcar (Para la mousse) 20 g
  • Gelatina en polvo B (para gelatina de decoración) 4 g
  • Agua B (para gelatina de decoración) 60 ml
  • Melocotón (para gelatina de decoración) 500 g
  • Fruta variada para decorar 120 g

Cómo hacer cheesecake sin horno de melocotón

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 45 m
  • Elaboración 1 h 45 m
  • Reposo 8 h

Comenzaremos preparando el puré de melocotón para la mousse y la gelatina de la superficie. También podéis saltaros este paso si compráis puré de fruta ya preparado para pastelería. Pelamos y deshuesamos los melocotones, los cortamos en dados y los trituramos con una batidora. Pesamos por una parte 150 gramos para la mousse y por otra 120 gramos para la gelatina de decoración. Reservamos en la nevera.

Para la base, trituramos las galletas y las unimos a la mantequilla derretida formando una pasta. Extendemos en la base del molde de 18 centímetros forrada la base con papel de horno y aplastamos para compactarla con un vaso. Reservamos en el frigorífico. Por otra parte cortamos un melocotón en dados y una vez que la base de galleta ha endurecido, los disponemos por encima.

Para hacer la mousse, mezclamos en un bol el queso crema a temperatura ambiente, el yogur, el azúcar y removemos hasta mezclar bien. En un vaso disolvemos la gelatina A en polvo en el agua fría A, dejamos reposar cinco minutos y derretimos al guego o al microondas hasta que de nuevo se vuelva líquida. Le añadimos el puré de melocotón y revovemos suavemente. Agregamos esta mezcla al bol con la mezcla de queso, y mezclamos todo bien.

Con una batidora de varillas montamos la nata y el azúcar B hasta que esté espumosa, no debe de quedar dura como para decorar, sino ligeramnete semimontada, y con una espátula la añadimos a la mezcla anterior de la mousse. Vertemos con cuidado al molde y dejamos gelificar durante seis horas.

Una vez cuajada la mousse, preparamos la gelatina de la superficie. Para ello, en un bol añadimos la gelatina B en polvo y el agua Bcorrespondiente, removemos, dejar que se hidrate cinco minutos y la derretimos de nuevo al microondas o en un cacito al fuego. Le añadimos el puré de melocotón y el azúcar y con cuidado lo vertemos sobre la mousse.Dejamos gelificar dos o tres horas en la nevera.

Para presentarla, ponemos un paño de cocina caliente alrededor del molde durante cinco minutos y así la mousse se separa con facilidad de las paredes del molde. La desmoldamos en el plato donde la queramos presentar y la decoramos con dados de melocotón y frutos rojos, así como unas hojas de menta.

21 votos

Kaiser - Molde Redondo Classic Plus Diámetro 18 cm Fabricado en Alemania Antiadherente antigoteo, Rojo (Burgundy), 21.5 x 21.5 x 7.8 cm

Con qué acompañar la cheesecake de melocotón

Este cheesecake de melocotón sin horno se puede acompañar de más cantidad de fruta fresca para aligerar un poco la mousse. Aunque es una tarta tan fresquita que se come sola. Preparadla y nos contáis.

En DAP | 27 recetas con melocoton
En DAP | Polos de melocotón y frambuesa. receta

Temas
Inicio
Inicio