Bizcocho de leche evaporada: una esponjosa receta perfecta para días perezosos

Bizcocho de leche evaporada: una esponjosa receta perfecta para días perezosos
Sin comentarios
51 votos

El repertorio de bizcochos caseros con sabor tradicional encontramos muchas recetas en las que aprovechamos diferentes lácteos, empezando por el típico de yogur con el que casi todos nos iniciamos en la repostería. Es además un goloso recurso para dar salida a sobras de nata, leche condensada o, como en el caso de hoy, leche evaporada casera.

Por supuesto, no tiene por qué ser leche evaporada preparada en casa; siempre podemos comprarla a propósito para este esponjoso bizcocho o aprovechar media lata que nos haya podido sobrar de otra elaboración. Quizá podríamos sustituirla por una mezcla de nata líquida de cocina y leche, o solo con nata ligera, aunque no podemos dar fe absoluta de los resultados.

La leche evaporada permite preparar un bizcocho más dulzón y sustancioso que solo usando leche corriente, pero más ligero que con pura nata. Nos gusta aromatizarlo con ralladura de limón y/o naranja, pero puedes usar también vainilla, canela, lavanda o la mezcla de especias que más te guste.

Ingredientes

Para 8 personas
  • Huevo talla M 4
  • Azúcar 150 g
  • Harina de repostería 200 g
  • Maizena 50 g
  • Levadura química (1 sobre, aprox) 16 g
  • Ralladura de limón o naranja
  • Aceite de oliva virgen extra 70 g
  • Leche evaporada 200 ml
  • Azúcar glasé para decorar (opcional)

Cómo hacer bizcocho de leche evaporada

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 5 m
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 45 m

Precalentar el horno a 170 ºC con aire y engrasar o forrar con papel sulfurizado un molde redondo desmontable de unos 20-23 cm de diámetro. Cuanto más ancho, más bajito saldrá el bizcocho y se horneará antes.

Disponer los huevos en un recipiente con el azúcar y la ralladura fina de limón o naranja y batir con batidora de varillas unos minutos, hasta que el azúcar se disuelva y se forme una crema esponjosa de color pálido.

Agregar la mitad de la harina tamizada con la maizena y la levadura y mezclar suavemente. Incorporar el aceite y la leche evaporada, remover y echar el resto de ingredientes secos tamizados. Combinar suavemente hasta que no haya grumos.

Bizcocho de Leche Evaporada Pasos

Verter en el molde, romper las burbujitas que puedan salir y hornear durante unos 45-50 minutos, o hasta que esté bien dorado y al pinchar con un palillo en el centro salga limpio. Esperar un poco antes de desmoldar y dejar enfriar sobre una rejilla. Tamizar con azúcar glasé solo cuando se haya enfriado.

51 votos

IBILI Molde Desmontable Moka-Chapa Acero Antiadherente-Diametro 22 cm-Libre de PFOA

Con qué acompañar el bizcocho de leche evaporada

Como todos los bizcochos caseros, el de leche evaporada es perfecto para un desayuno goloso de fin de semana o para la merienda, y también será bien recibido en la sobremesa con un café o té al gusto. Si hace demasiado calor, recomendamos conservarlo bien envuelto en la nevera y servirlo con una bebida fresca.

En DAP | Cómo hacer un bizcocho fácil con solo tres ingredientes que seguro tenemos en casa
En DAP | Bizcocho esponjoso de mandarina: receta fácil de sabor intenso para aprovechar toda la fruta

Temas
Inicio