Compartir
Publicidad

Cocinando a la normanda

Cocinando a la normanda
Guardar
8 Comentarios
Publicidad

A comienzos del siglo XIX, un cocinero parisino llamado Langlais, chef del café-restaurante Rocher de Cancale, inventó un plato que llamó lenguado “a la normanda“, que venía derivado de un estofado de pescado a la crema que se preparaba con sidra y no con vino blanco.

Pronto alcanzó gran popularidad, y a partir de ahí empezaron a crecer este tipo de preparaciones, inspiradas en la cocina de Normandía y en sus productos más típicos, como son nata, mantequilla, marisco y la sidra o calvados. Y no quedó solo en pescado, también se hacían carnes, aves, huevos, crepes, tortillas, patatas, hojaldres, incluso ensaladas.

La salsa normanda, que acompaña a una gran cantidad de pescados, es un velouté de pescado a la crema y al fumet de champiñones.

Se llaman a la normanda las piezas pequeñas de carne o de pollo cuando son salteadas, desglaseadas con sidra y, con frecuencia aromatizadas con calvados. Igual que la caldereta de pescado de mar, que se transforma si la flambeamos con calvados y rociamos con sidra.

Para cocinar, perdiz la cocemos tapada, con manzanas reinetas y nata. También utilizamos manzanas para acompañar la morcilla, para confeccionar crepes y tortas, por supuesto todo es a la normanda.

Como se puede apreciar se puede cocinar casi de todo, pero una de las cosas más importantes en cualquiera de las cosas es la guarnición que llevan, tanto en dulce como en salado.

Foto | afloresm
En Directo al Paladar | Crêpes normanda. Receta
En Directo al Paladar | La helicicultura está en auge

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos