Cómo hacer croissants caseros, la mejor receta del clásico croasán (y muy fácil)

Cómo hacer croissants caseros, la mejor receta del clásico croasán (y muy fácil)
Sin comentarios
100 votos

Resistirse a un buen croissant (o cruasán, o croasán) es bastante difícil, y más si son tan fáciles de hacer como estos croissants caseros que sorprenderán a todos en casa y que, contrario a lo que puedas pensar, son más fáciles de hacer de lo que parece, casi tanto como las napolitanas de chocolate.

Si tienes amasadora es perfecto para ahorrarnos esfuerzo, aunque se pueden amasar a mano, pero es un proceso laborioso. A partir de ahí, el resto de la preparación no tiene ciencia más allá de dejar fermentar correctamente para que crezcan bien. Quedan buenísimos cuando se han secado un poco y se usan para hacer french toast o tostadas francesas de croissant.

La clave, como es lógico, es que tengan una textura de hojaldre que los haga esponjosos y ligeros, sin que tengamos la sensación de estar comiéndonos una masa muy pesada. Por supuesto, el concurso de la mantequilla es fundamental, como sucede en otras recetas de postres, de pasteles o de bizcochos.

A partir de ahí, el cielo es el límite de este tipo de croasán que serán perfectos para sorprender con el desayuno en casa o para una merienda con amigos, ahorrándonos el paso de ir a la pastelería y triunfando con la repostería doméstica.

Ingredientes

Para 10 personas
  • Harina de fuerza 400 g
  • Harina floja 100 g
  • Azúcar 100 g
  • Huevo 2
  • Levadura fresca de panadería 25 g
  • Leche 150 g
  • Mantequilla en pomada 100 g
  • Sal 7 g
  • Mantequilla para hojaldrar 200 g
  • Leche cucharadas para pintar 2
  • Yema de huevo para pintar 1

Cómo hacer croissants caseros

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h 15 m
  • Elaboración 1 h
  • Cocción 15 m
  • Reposo 4 h

En la leche tibia diluimos la levadura y en la amasadora introducimos todos lo ingredientes menos la mantequilla y amasamos durante 10 o 12 minutos.

Luego añadimos la mantequilla en pomada en dados y amasar otro par de minutos. Dejamos fermentar en bloque la mezcla en lugar cálido una hora u hora y media aproximadamente hasta que doble su volumen.

Pasado ese tiempo preparamos la mantequilla para hojaldrar dejándola en forma de placa cuadrada de un centímetro de grosor, es importante que esa mantequilla esté fría.

Heñimos la masa con los puños, haciendo un hueco que permita introducir la mantequilla y le damos cuatro o cinco vueltas simples dejándola reposar en frío entre vuelta y vuelta unos 20 min en frío.

Tras los volteos, estiramos la masa a tres milímetros de grosor con un rodillo pero sin hacer demasiada presión y cortamos triángulos isósceles de unos veinte centímetros de largo.

Formamos los croissants enrollándolos desde la base y los dejamos fermentar en placa de horno una hora más. Pasado ese tiempo los pintamos con la yema y la leche y los horneamos entre 12 y 14 minutos a 200 ºC.

100 votos

AEG SM3300 Batidora de Varillas Amasadora Serie 3 con Bol, Apta para Lavavajillas, 5 Velocidades, Función Turbo, Varillas Batidoras, Varillas Amasadoras, Aptos Lavavajillas, 450 W,3.5L,Negro

Con qué acompañar el croasán casero

Poca compañía más necesita un croasán que un buen café con leche o que un vaso de leche, aunque también podéis preparar un batido o, si queréis hacerlos aún más potentes, mezclarlos con algo de chocolate o de nutella.

En DAP | Bollos de roscón de Reyes: receta fácil para hacer el clásico dulce navideño en versión individual (sin agujero)
En DAP | Receta de napolitanas de chocolate caseras para alegrar desayunos y meriendas

Temas
Inicio