Publicidad

49 recetas de postres, galletas, tartas y bizcochos con frutos secos

49 recetas de postres, galletas, tartas y bizcochos con frutos secos
Sin comentarios
23 votos

Pocas relaciones hay mejores avenidas en el mundo de los postres que la que se establece entre frutos secos y repostería. Da igual que hablemos de almendras, avellanas, cacahuetes, nueces, pistachos... o que nos refiramos a galletas, flanes, pudines, bizcochos, tartas, cremas... Estos golosos matrimonios son casi irresistibles y hacen, casi literalmente, muy buenas migas, sobre todo si metemos al horno en la ecuación.

Hoy nos metemos en la cocina para sacar todo el partido a los frutos secos, que van a demostrar que pueden funcionar igual de bien para merendar, desayunar o para poner a una comida su contrapunto dulce con su crujiente textura y su tostado sabor.

Almendra

La versatilidad de la almendra no solo se demuestra en su uso en entero -que bien puede ser en crudo o tostado-, sino también en el uso que la damos cuando la convertimos en harina, sirviendo así para sustituir en ocasiones a las harinas de trigo o para hacer más jugosos y suaves nuestros bizcochos.

Es posiblemente la reina de la repostería si nos referimos a los frutos secos y de ella sacamos turrones, galletas y tartas, incluso algunas tan icónicas como la tarta de Santiago que aquí os detallamos.

Tarta de Santiago

Tarta De Santiago

La clave en este postre no está solo en utilizar ingredientes de mucha calidad, sino también en recurrir a un buen relleno donde almendra, mantequilla y huevo serán responsables de la cremosidad interior, que combina a la perfección con la superficie crujiente de esta tarta casi sagrada.

Ingredientes

Para 8 personas
  • Mantequilla para la base 125 g
  • Azúcar para la base 65 g
  • Sal para la base
  • Esencia de vainilla para la base 2 ml
  • Huevo M para la base 1
  • Harina de trigo para la base 165 g
  • Almendra molida para el relleno 200 g
  • Azúcar para el relleno 200 g
  • Ralladura de limón para el relleno 1
  • Huevo M para el relleno 2
  • Yema de huevo para el relleno 3
  • Azúcar glasé
  • Mantequilla fundida, para el relleno 25 g

Cómo hacer tarta de Santiago

Dificultad: Media
  • Tiempo total 1 h 5 m
  • Elaboración 20 m
  • Cocción 45 m

Comenzamos preparando la masa de la base para que pueda reposar en la nevera y tomar cuerpo antes de estirar y forrar con ella un molde de 22 cm. Ablandamos la mantequilla, si no está a temperatura ambiente la podemos rallar, y le añadimos el azúcar, un pellizco de sal y media cucharadita de esencia de vainilla. Removemos hasta homogeneizar.

Agregamos el huevo y removemos de nuevo. Cuando esté bien integrado incorporamos la harina (toda de golpe), removemos y trabajamos con las manos hasta obtener una masa homogénea. Envolvemos en papel film y dejamos reposar en la nevera durante 20-30 minutos para que tome cuerpo.

Para el relleno mezclamos la almendra, el azúcar y la ralladura del limón. Añadimos los huevos, de uno en uno, mezclando bien antes de incorporar el siguiente. Hacemos lo mismo con las yemas. Añadimos la mantequilla fundida y removemos con suavidad hasta conseguir una mezcla homogénea.

Estiramos la masa base con un rodillo y forramos con ella un molde circular de 22 cm. Retiramos el sobrante de los bordes y pinchamos la base con un tenedor. Vertemos el relleno en el interior y horneamos a 180ºC durante unos 40-45 minutos. Si la superficie se dora demasiado, la cubrimos con papel de aluminio. Dejamos enfriar antes de desmoldar y lustar con azúcar glasé y la cruz de Santiago.

23 votos

Enlace directo a la receta completa | Tarta de Santiago

Recetas de bizcochos, tartas y pasteles con almendra

Torta Ortigara Tarta Ortigara.

Es difícil no encontrar protagonismo de la almendra en nuestra repostería, pero también es fácil encontrarla en los países vecinos, donde también sirve como jugoso cimiento a numerosos bizcochos, muffins o pasteles. Ya sea sola o ligándose con frutas (los cítricos le van de perlas) o con cremas y natas, la almendra puede dar mucho juego en vuestra cocina en ejemplos como estos.

Recetas de galletas, hojaldres y cookies con almendra

Bunuelos Buñuelos de almendra y canela o mutzenmandeln.

Tampoco se resiste la almendra en participar en galletas (o cookies, que no siempre son lo mismo), pero también dan mucho juego en hojaldres e incluso cuando la damos nueva salida en postres tradicionales, como el flan, que también puede ser enriquecido con frutos secos. No dejéis atrás tampoco a ciertas hortalizas como la zanahoria o la calabaza, cuyos contrastes dulces le vienen de perlas, y por supuesto jugad a voluntad con especias como el cardamomo, el anís, el jengibre o la canela, que siempre son muy resultones.

Avellanas

Cake Ultratierno Cake ultratierno de plátano y avellanas

Aunque todos los frutos secos suelen llevarse bien con el chocolate, la palma hay que dársela a las avellanas, que con su untuosidad se hacen inseparable pareja de baile del cacao, ya sea en galletas, en tartas, en pasteles o incluso en bizcochos.

Sin embargo, la avellana tiene suficiente sabor y protagonismo como para que la pongamos también en valor como ingrediente principal de dulces tan típicos como los mantecados, que irradian sabor navideño, o para dar vida a jugosos bizcochos caseros que se llevarán el beneplácito de tus comensales.

Galletas Crujientes De Avellana Y Chocolate Galletas crujientes de avellana y chocolate

De los bizcochos también podemos pasar a otras tentaciones, como elaborar el clásico praliné de avellanas, que te servirá para rellenos y coberturas, pero también para buscar los toques crujientes que podemos utilizar para meriendas, desayunos -o para cualquier momento- con las galletas.

Nueces

Bwornie Brownie de chocolate al estilo Katharine Hepburn.

Son las grandes protagonistas de la repostería americana, donde las solemos ver en brownies, pero también se cuela en nuestro recetario (tanto español como europeo) en recetas versátiles que bien funcionan de postre o de merienda. Aunque quizá estemos más acostumbrados a consumirla en crudo, la realidad es que su crujido característico y su jugosidad nos permiten dan nueva vida a muchos de nuestros postres.

Galletas Saladas De Nueces Parmesano Y Aceitunas Negras Galletas saladas de nueces, parmesano y aceitunas negras

Como no podía ser de otra forma, su participación en galletas también es muy importante, incluyendo algunas versiones saladas que os traemos, donde podemos jugar con queso, pero también con hierbas aromáticas como el romero o el tomillo, que le dan un toque campestre interesante a todo este tipo de galletas.

Cacahuete

Cacahueses

Hace mucho tiempo que sacamos al cacahuete del mundo de los aperitivos para trasladarlo a nuestros hornos y fogones. Bastante y afortunada culpa tiene la cocina oriental, donde es frecuente verle en forma de salsas, pero también los guiños estadounidenses que han llegado convertidos, ya sea en crema de cacahuete o con el cacahuete entero, en tentaciones con las que enriquecer nuestra repostería.

Con moderación, porque no hay que olvidar que, aunque saludables, los frutos secos están cargados de grasas, pero sin renunciar a ello, podemos darle nueva vida a nuestra pastelería si aceptamos de buen grado al cacahuete en nuestra cocina.

Recetas con cacahuete

Galletas De Doble Cacahuete Y Chocolate Galletas de doble cacahuete y chocolate.

De buenas parejas con el chocolate a lucir muy lustroso con miel y con naranja, sobre todo si hablamos de galletas, así hasta dar opciones con otros tipos de harina y dejando atrás al trigo. Todo ello también rematado por el plátano, al que no hemos encontrado aún fruto seco que no le quede bien, y que puedes emparentar con una tarta rústica jugosísima.

Recetas con crema de cacahuete

Galletas De Mantequilla De Cacahuete Y Chocolate Galletas de mantequilla de cacahuete y chocolate

Puede que tenga una cierta mala fama y, aunque es un alimento calórico, es solo cuestión de no pasarnos con las medidas si queremos disfrutar de su sabor. No hace falta que nos pongamos en modo Elvis Presley con su famoso sándwich de mermelada, bacon y mantequilla de cacahuete (aunque tenemos la receta, por si te atreves), pero en algunos postres puede poner la chispa adecuada para realzar el sabor.

Newsletter de Directo al Paladar

Suscríbete para recibir cada día nuestras recetas, información sobre nutrición y actualidad sobre gastronomía.

Pistachos y castañas

Pistanas

Los primeros son los reyes de la repostería de Oriente Medio, mientras que las segundas, además de ser el fruto seco con menos calorías, es otro de los manjares otoñales por experiencia -al que rara vez le damos la oportunidad de demostrar su valor más allá de asadas o cocidas-. Sin embargo, hoy te dejamos varias pistas de recetas con pistachos y con castañas -por separado- para que tu repostería y dulcería también los tenga en cuenta. El resultado te gustará tanto que se convertirá en habituales.

Imágenes | iStock / Jumpstory

En Directo al Paladar | Los siete frutos secos con más proteínas, ideales para dietas veganas (y también para perder peso) En Directo al Paladar | 13 tartas rápidas y fáciles que te sacan de un apuro

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio