Compartir
Publicidad

Los 17 platos ligeros que necesitas tener en tu congelador para comer más sano

Los 17 platos ligeros que necesitas tener en tu congelador para comer más sano
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si quieres comer más sano y cuidar tu línea de cara al verano, debes saber que la organización es clave para lograr una buena dieta. Por eso, te proponemos dedicar un día a la cocina y así, contar con una variedad de platos ligeros que puedes tener en tu congelador y usar cuando los necesites.

Dejar al azar la decisión de qué comer, así como llegar sin tiempo y con hambre a casa pueden ser grandes enemigos al momento de llevar una alimentación saludable. Por eso, os recomendamos planificar y cocinar un día pero disponer de platos ligeros y nutritivos toda la semana.

Ya sea para llevar de tupper o bien, para descongelar o calentar en casa cuando llegamos tras un día agitado, los siguientes platos que puedes tener en el congelador, listos para usar siempre serán tus aliados:

Platos con carnes y aves

Si llevas una dieta con todo tipo de alimentos y las carnes y aves se encuentran en ella, estos son los platos ligeros que puedes reservar en tu congelador por al menos tres meses:

  • Estofado de cerdo con menestra de verduras: para obtener saciedad con buenas proteínas este estofado colmado de sabor y con mucha fibra derivada de las verduras que usemos puede ser de gran ayuda, e ideal para un día en que necesitamos un plato reconfortante sin muchas calorías.
  • Albóndigas de pavo y champiñones: mucho potasio, proteínas que sacian y muy pocas grasas en estas albóndigas que podrás descongelar y consumir en una comida junto a unas patatas al vapor o bien, en una cena con una ensalada fresca o vegetales asados.


Albondigas

  • Estofado de ternera con cebollitas y zanahoria: ideal para días de bajas temperaturas pero muy ligero y saciante, este estofado puede conservarse por hasta 6 meses en el congelador previo a su consumo y si lo sirves con verduras al vapor duplicas su poder de calmar el apetito.
  • Noodles con brócoli y pollo: para la comida, esta receta es muy fácil de elaborar y la podemos congelar por hasta 6 meses sin problema. Además de tener pocas calorías y muy buenos nutrientes, sacia con facilidad.
  • Solomillo de cerdo con habitas: pocos ingredientes, fácil de preparar e ideal para congelar y disponer de una comida completa en segundos. Además, reducida en grasas dado que usa uno de los cortes más magros de carne roja.


Solomillo

Preparaciones con pescado

Para sumar pescado a la dieta con recetas ligeras, sabrosas y nutritivas, estas preparaciones son una excelente opción:


Sardinas

  • Rollitos de sardinas con verduras al horno: muy buenas grasas, fibra y proteínas en esta receta sencilla y que puede saciarnos con facilidad sin un aporte energético conseiderable.
  • Mini hamburguesas de salmón: para disponer de ellas en minutos y acompañarlas de unas verduras al vapor o bien, de un pan integral para elaborar un bocadillo saciante, estas hamburguesas son una excelente y original forma de consumir pescado. Ideal para los peques de la casa.
  • Albóndigas de merluza y brócoli: mucha fibra, proteínas y casi nada de grasas en estas albóndigas ligeras que podemos poner a cocinar directamente desde el congelador y nos resolverán una comida en segundos.
Albondigasmerluzaybrocoli Jpg

Platos con verduras y legumbres

Las legumbres y verduras son aliadas al momento de adelgazar o lograr saciedad con platos ligeros, por eso, dejamos algunas opciones que puedes conservar en tu congelador a base de estos ingredientes:


Lentejasama


Garbanzos

Alimentos que puedes congelar y usarlos para cocinar en minutos

Además de los platos antes nombrados, debes saber que hay una gran variedad de ingredientes que podemos blanquear y congelar para disponer de ellos cuando necesitemos, sin mayor tiempo. Por ejemplo, podemos blanquear espinacas, acelgas, remolacha, brócoli u otras coles y congelarlas en raciones por un largo tiempo.

Cuando necesitemos de una guarnición sencilla podemos acudir a hortalizas blanqueadas y con sólo descongelarlas en microondas o sumergiéndolas en agua a punto de ebullición tendremos los ingredientes listos para consumir.

Otra opción es congelar fruta fresca para incorporar a un batido, o elaborar un helado de un sólo ingrediente. Así, podremos disponer de preparaciones listas en poco tiempo y sin mayor esfuerzo.

Una alternativa más es congelar filetes de pescado o de otras carnes como puede ser pechuga de pollo, carne de ternera magra u otras y pasarlas del congelador a la cocción, logrando en pocos minutos un plato sano y ligero.

Los vegetales y frutas congeladas pueden tener igual o más nutrientes que los frescos pues no se deterioran en el refrigerador sino que se conservan tal como los compramos si los congelamos. Entonces, no dudes en usar tu congelador para comer más sano y ligero: aquí tienes 17 recetas que pueden ayudarte a lograrlo.

Imagen | Pixabay, Directo al Paladar y Vitónica

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio