Publicidad

Cinco clásicos del tapeo, recetas para montarse el picoteo del finde en casa

Cinco clásicos del tapeo, recetas para montarse el picoteo del finde en casa
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Lo que nos gusta el aperitivo no está escrito. Y si es a base de clásicos del tapeo, todavía más. Por eso hoy nos hemos levantado con ganas de montarnos el picoteo del finde en casa con cinco elaboraciones de lo más clásico. Y ya nos estamos frotando las manos de pensar en lo mucho que lo vamos a disfrutar.

Cinco clásicos del tapeo que llevan años en el recetario tradicional español: calamares a la romana, patatas alioli, mejillones a la marinera, champiñones al ajillo y tacos de bacalao rebozados (o soldaditos de Pavía). Nosotros ya sabemos por cuál vamos a empezar. Vosotros ¿estáis también listos?

Calamares a la romana: la receta de Joan Roca

Los calamares a la romana son uno de los aperitivos más típicos de toda la geografía española. De norte a sur, de este a oeste, están presentes en las cartas de bares y restaurantes. Acompañados de una cerveza fresquita, un chorrito de limón y un poco de salsa tártara, son bocatto di cardinale. Esta es la receta de Joan Roca, sublime, deliciosa y muy fácil de preparar.

Ingredientes

Para 5 personas
  • Calamares frescos 400 g
  • Harina de trigo 150 g
  • Agua 200 g
  • Sifón un chorrito
  • Sal
  • Huevo 1
  • Bicarbonato sódico 1/2 cucharada
  • Coñac un chorrito
  • Aceite de oliva virgen extra para freír
  • Limón (opcional)

Cómo hacer calamares a la romana

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 25 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 10 m

Limpiamos los calamares, vaciando los cuerpos y retirando la piel. Cortamos en aros no demasiado gruesos y secamos con papel absorbente.

Preparamos el rebozado mezclando en un bol la harina, el agua fría, un chorrito de coñac, la sal, el huevo y el bicarbonato. Removemos hasta obtener una pasta semilíquida. Justo antes de introducir en ella los aros de calamar, añadimos el chorro de sifón.

Calentamos abundante aceite de oliva virgen extra en una sartén, a 175 ºC. Enharinamos el calamar, lo sacudimos para retirar el exceso de harina y sumergimos en el rebozado. Introducimos en el aceite y freímos, volteando para que se cocinen de manera uniforme, hasta que estén dorados.

Retiramos los calamares de la sartén, escurriendo bien, y los pasamos a una fuente con papel absorbente para eliminar el exceso de aceite. Servimos inmediatamente antes de que se enfríen. Podemos acompañar de unos gajos de limón para exprimir por encima o servir tal cual. Al gusto.

Más detalles | Calamares a la romana de Joan Roca

Patatas alioli

Estamos tan acostumbrados a que nos sirvan patatas alioli en nuestros bares que no reparamos en que la podemos hacer en casa y adaptarla a nuestros gustos. Solo necesitamos unas buenas patatas, alioli casero o mayonesa de ajo), mezclar y espolvorear con perejil. Os contamos la mejor forma de hacerlas y los trucos para que estén igual (o mejor) que en vuestro local preferido.

1366 2000
  • Ingredientes para cuatro personas: 2 patatas, 1 huevo, 1 diente de ajo, 150 ml de aceite de girasol, unas ramitas de perejil, sal y unas gotas de zumo de limón.

  • Elaboración: Cocemos las patatas sin pelar -bien lavadas- en una cazuela con agua con sal durante unos 20 minutos o hasta que estén bien cocidas. Retiramos de la cazuela, pelamos y cortamos en trozos irregulares, dejándolas en un bol para que se enfríen bien. Preparamos el alioli o all-i-oli siguiendo la receta de nuestro gusto, nosotros hemos optado por la mayonesa de ajo. Para ello ponemos el huevo, el diente de ajo y el aceite de girasol en un vaso alto, añadimos unas gotas de limón y metemos la batidora bien recta, dejándola quieta hasta que cambie el sonido. Entonces vamos levantando despacio y ya tenemos la salsa lista. Cuando las patatas estén frías, agregamos nuestra salsa de alioli poco a poco y mezclando con cuidado para que no se partan. Finalmente picamos el perejil bien fino y lo incorporamos a las patatas alioli. Reservamos un poquito más para espolvorear por encima en el momento de servir y una ramita para decorar. Guardamos las patatas cubiertas de film de cocina transparente en la nevera durante 30 minutos, para que estén bien frías cuando las vayamos a comer.

Más detalles | Patatas alioli

Mejillones a la marinera

La verdad es que decir que esta receta de mejillones a la marinera es fácil y rápida es quedarse corto pues también es altamente nutritiva, muy baja en calorías y extremadamente sabrosa. Es de esas recetas que requieren mucho pan para mojar en la salsa que se crea con la cocción del mejillón, el vino y la cebolla, que merece la pena preparar a menudo.

1366 2000 4
  • Ingredientes para cuatro personas: 1 kg de mejillones frescos y limpios, 150 g de cebolla, 80 ml de vino blanco, 2 ramas de tomillo fresco rama, 1 hoja de laurel, 1 rama de romero fresco 5 g de pimentón dulce, sal, pimienta negra molida, aceite de oliva virgen extra y perejil (opcional).

  • Elaboración: Es necesario tener los mejillones limpios y listos antes de empezar a cocinarla. Aquí os dejamos unos consejos sobre su limpieza que os vendrá de perlas a la hora de poneros a ello y que os ahorrarán tiempo de trabajo. Pelamos la cebolla y la picamos muy finamente. Calentamos un poco de aceite de oliva virgen extra en una sartén y pochamos la cebolla durante unos cinco minutos (no debe dorarse). Añadimos el pimentón dulce, removemos para que no se queme. Inmediatamente después incorporamos los mejillones y regamos con el vino blanco, salpimentamos e incorporamos la hoja de laurel, las hojas de tomillo y la rama de romero. Cocemos a fuego fuerte durante cinco minutos o hasta que los mejillones se abran. Una vez listos, separamos las conchas, colocamos las que tienen el mejillón en una fuente, regamos con la salsa y servimos inmediatamente. Si os gusta que la salsa sea más espesa, la podéis dejar reducir a fuego fuerte mientras desconcháis los mejillones o añadir un poco de espesante instantáneo y dejar cocer a fuego suave durante un par de minutos. Igualmente podemos espolvorar con perejil fresco picado en el momento de servir.

Más detalles | Mejillones a la marinera

Champiñones al ajillo

Esta receta de champiñones al ajillo es una buena manera de incorporar vegetales a nuestra dieta, además se prepara en un abrir y cerrar de ojos y no tiene complicación alguna. La mezcla de aceite de oliva y jugo que sueltan los champiñones da lugar a una salsa de sabor espectacular, así que preparad mucho pan porque lo vais a necesitar.

1366 2000 2
  • Ingredientes para cuatro personas: 1 kg de champiñones, 100 ml de aceite de oliva virgen extra, 3 dientes de ajo, 10 ml de zumo de limón, perejil fresco, sal, pimienta negra molida y 1 guindilla cayena (opcional).

  • Elaboración: Cepillamos los champiñones y los colocamos en un bol con agua fría y el zumo de limón. Se lavan bien y se secan muy rápidamente con un paño de cocina limpio. Los picamos si son grandes o los dejamos tal cual si es del champiñón de calibre pequeño. Rehogamos los dientes de ajo, laminados o picados, en una cazuela de fondo grueso con el aceite. Cuando estén dorados añadimos los champiñones y salpimentamos. Podemos añadir una guindilla cayena para dar un toque picante. Cocemos a fuego medio durante 10 minutos, después subimos el fuego a fuerte y dejamos que se cocinen durante cinco minutos más, removiendo para que los champiñones se cocinen por igual. Servimos calientes y espolvoreados con perejil.

Más detalles | Champiñones al ajillo

Newsletter de Directo al Paladar

Suscríbete para recibir cada día nuestras recetas, información sobre nutrición y actualidad sobre gastronomía.

Tacos de bacalao rebozados o soldaditos de Pavía

tacos de bacalao rebozados o soldaditos de pavía
  • Ingredientes para cuatro personas: 500 g de lomos de bacalao desalado, 1 diente de ajo, 1 huevo, 100 g de harina de trigo, 1 cucharadita de levadura química, 50 ml de cerveza, aceite de oliva virgen extra, sal y perejil.

  • Elaboración: Cortamos los lomos de bacalao en tacos, guardando las zonas más finas o las laterales para otras recetas. Para el rebozado picamos un diente de ajo en trozos minúsculos y lo mezclamos con el huevo batido, la mitad de la harina, la levadura y la cerveza. Batimos con unas varillas hasta que quede homogéneo. Incorporamos poco a poco el resto de la harina hasta conseguir una crema tirando a espesa a la que añadimos un poco de perejil picado. Calentamos abundante aceite en una sartén, rebozamos cada porción de bacalao y freímos durante unos dos minutos por cada lado hasta que quede dorado y crujiente en su exterior. Retiramos de la sartén, escurrimos el exceso de aceite y servimos.

Más detalles | Tacos de bacalao rebozados o soldaditos de Pavía

En Directo al paladar | Aperitivos caseros con trampa: cómo transformar fácilmente productos del súper en un picoteo del finde de lujo
En Directo al paladar | Cinco formas de disfrutar con gambas en el picoteo del finde

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios