59 recetas de legumbres reconfortantes para combatir el temporal de frío polar y entrar en calor

59 recetas de legumbres reconfortantes para combatir el temporal de frío polar y entrar en calor
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE
39 votos

España está viviendo un temporal insólito que ha colapsado la mitad del país con nevadas históricas. Es invierno y toca pasar frío, pero la suma de diversos factores ha provocado que la borrasca Filomena nos esté dejando imágenes sorprendentes, y se esperan temperaturas aún muy bajas en los próximos días. Es hora de sacar ollas y cazuelas y darle al cuchareo más que nunca, y las legumbres son nuestras mejores aliadas para reconfortar cuerpo y alma.

Lentejas, alubias o judías y garbanzos son además alimentos perfectos para esta época de inicios del año, para recuperar una rutina saludable y equilibrada después de las fiestas y, si es el caso, adelgazar o retomar un peso saludable tras los excesos.

Ya sabemos que los potajes y cocidos más tradicionales de nuestro recetario suelen incluir embutidos y otras chacinas, aunque en realidad estos añadidos fueron durante mucho tiempo productos de lujo reservados para ocasiones especiales. El chorizo, la morcilla y el tocino no solo daban sabor, también eran alimentos excepcionalmente ricos en calorías y grasas que eran casi una bendición en tiempos en los que la comida era más humilde y se pasaba mucho más frío en trabajos duros al aire libre o sin conocer lo que era la calefacción.

Lentejas Crock

Hoy podemos prescindir de los embutidos, reducirlos o solo incluirlos para enriquecer el sabor de los guisos, especialmente tras las fiestas navideñas, cuando no necesitamos precisamente un exceso de grasas saturadas en la dieta. Bien cocinadas, las legumbres no necesitan nada más para ofrecernos platos sabrosos y reconfortantes, también porque cada cucharada humeante nos calienta el cuerpo y produce esa sensación familiar de bienestar hogareño.

Un vistazo a…
Potaje de garbanzos: una receta con sabor a tradición

Recetas tradicionales con legumbres, platos de toda la vida

Cocidos, ollas, potes, potajes, pucheros... En realidad todas estas preparaciones parten de una misma idea básica: cocer todo lo que había buenamente disponible en una gran olla al fuego con agua. Cada región fue especializándose en recetas concretas a partir de los productos locales y las necesidades de cada lugar, dándose forma, poco a poco, a recetas clásicas que asociamos a lugares concretos, como el cocido madrileño o la fabada asturiana.

Lentejas guisadas con sus sacramentos

Lentejas

Ingredientes

Para 4 personas
  • Lentejas pardinas 200 g
  • Cebolla 1
  • Pimiento verde italiano 1
  • Zanahoria 1
  • Puerro 1
  • Diente de ajo 2
  • Pimiento choricero o ñora 1
  • Costilla de cerdo 4 trozos
  • Tocino o panceta, 4 trozos
  • Carne de ternera (morcillo o jarrete), 4 trozos
  • Hueso o punta de jamón 1
  • Hueso de rodilla de ternera (opcional) 1
  • Chorizo fresco 2
  • Morcilla de cebolla 2
  • Pimentón de la Vera 1 cucharadita
  • Salsa de tomate o tomate frito 60 ml
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Cómo hacer lentejas guisadas con sus sacramentos

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 2 h
  • Elaboración 30 m
  • Cocción 1 h 30 m

Calentamos un poco de aceite y marcamos las carnes por ambos lados, menos el chorizo y la morcilla. Echamos las lentejas y rehogamos el conjunto un par de minutos. Agregamos las verduras limpias, bien en la cazuela o en una redecilla, reservando media cebolla. Ponemos el pimiento choricero y cubrimos con agua fría. Llevamos a ebullición a fuego medio.

Una vez empiece a hervir, bajamos el fuego y echamos los chorizos. Transcurrida una hora retiramos las verduras y el pimiento choricero. Pasamos las verduras por el pasapurés y las ponemos en la cazuela, y sacamos la carne del pimiento choricero ayudándonos de una cuchara y también lo echamos. Removemos meneando un poco la olla.

Dejamos a fuego suave 30 minutos más. Mientras, en una sartén con un poco de aceite pochamos la otra mitad de la cebolla muy picadita. Echamos el pimentón con cuidado de que no se queme, damos unas vueltas y agregamos la salsa de tomate. Dejamos que se haga dos minutos, retiramos y añadimos a la cazuela.

Meneamos un poco, salamos y dejamos que se terminen de hacer las lentejas. Comprobamos la cocción y rectificamos de sal si fuese necesario. Justo antes de llevar a la mesa echamos las morcillas y llevamos a la mesa muy caliente acompañado de las carnes.

39 votos

Más detalles en la receta completa.

Más recetas tradicionales

Potaje

Recetas de legumbres marineras

Para sumar proteínas animales a un plato de legumbres, sin que aumenten en exceso las calorías y evitando las grasas saturadas, nada como añadir pescado o marisco a la cazuela. Las alubias o judías más tiernas parecen combinar especialmente bien con ingredientes como el calamar o las almejas, pero en realidad cualquier legumbre de buena calidad nos regalará platazos deliciosos.

Alubias blancas con langostinos en 15 minutos

Alubias Langostinos
  • Ingredientes para 4 personas. 400 g de alubias blancas cocidas escurridas, 12 langostinos, 2 cucharadas soperas de salsa de tomate o tomate frito, 1 diente de ajo, 1/2 cebolla, caldo de pescado o fumet abundante, aceite de oliva virgen extra.
  • Elaboración. Comenzamos pelando los langostinos y sacando el coral de las cabezas aprentando con los dedos. Después preparamos un sofrito friendo la cebolla muy picada, el diente de ajo también muy picado y añadimos las dos cucharadas de tomate. Dejamos que se hagan cinco minutos. Agregamos los langostinos y el coral. Mientras se cocinan un poco, lavamos bien las alubias en conserva, y las incorporamos a la cacerola. Después añadimos el caldo de pescado, -podéis hacerlo rápidamente añadiendo una pastilla de pescado a medio litro de agua- y dejamos cocer el conjunto durante cinco minutos.

Más detalles en la receta completa.

Más recetas de legumbres marineras

Fabes

Recetas vegetarianas y veganas

Nuestros antepasados consumían muchas más legumbres de lo que acostumbramos hoy, y lo habitual era que fueran potajes vegetarianos, aunque nadie los llamaba así. Además de que las carnes eran ingredientes casi de lujo, se solía respetar más el ayuno y la abstinencia durante gran parte del año. reservándose los embutidos más nobles para ocasiones especiales. En una dieta equilibrada, no necesitamos añadir ingredientes animales a platos de legumbres para que estos sean nutritivos y sabrosos.

Alubias arrocinas (o arroceras) estofadas con verduras

Arrocinas
  • Ingredientes. 2 dientes de ajo, 1/2 cebolla, 2 zanahorias, 1 patata, 1 cucharadita de pimentón dulce, 1 hoja de laurel, 250 g de alubia arrocina o arrocera (remojada 12 horas), 500 ml de caldo de verduras o agua, aceite de oliva virgen exra y sal.
  • Elaboración. Calentamos un poco de aceite de oliva virgen extra en una cazuela y pochamos los dientes de ajo, pelados y picados, y la cebolla, también pelada y finamente picada. Cuando la cebolla esté traslúcida, añadimos la zanahoria y la patata, peladas y troceadas, una cucharadita de pimentón, la hoja de laurel y el caldo de verduras (o agua). Llevamos a ebullición antes de agregar las alubias. Cocemos a fuego suave durante una hora o hasta que las alubias estén tiernas. Podemos añadir líquido durante la cocción si vemos que se quedan secas. Una vez cocidas, salpimentamos al gusto. Podemos dejar que reposen unas horas o, incluso, hasta el día siguiente.

Más detalles en la receta completa.

Otras recetas vegetarianas de legumbres

Crema Essau

Legumbres con un toque diferente

Para terminar esta selección de platos reconfortantes, incluimos algunas recetas con legumbres algo más especiales, con productos más lujosos, exóticos o con ese aire gourmet que nos permitirá convertir la comida casera en casi un banquete, mientras contemplamos el temporal a través de la ventana.

Curry de garbanzos con melocotón en almíbar

Curry
  • Ingredientes. 400 g de garbanzos cocidos escurridos, 1 cebolla, 2 dientes de ajo, 1 cayena o chile fresco, 1 cucharadita de comino molido, 400 g de melocotón en almíbar escurrido, 400 g de tomates pelados al natural, cúrcuma molida, 1/2 pastilla de caldo concentrado bajo en sal, pimienta negra, sal, aceite de oliva virgen extra.
  • Elaboración. Picar fina la cebolla y los ajos, y la guindilla fresca si se usa. Calentar un poco de aceite en una sartén o cazuela amplia y cocinar estos ingredientes a fuego suave hasta que transparenten. Añadir la cayena desmenuzada -si se usa en lugar de guindilla-, el comino y una pizca de sal, y remover. Mientras se cocina, sacar los melocotones del tarro reservando el líquido, escurrir un poco y picar en piezas más pequeñas de un bocado. Incoporar al sofrito con los garbanzos, dar unas vueltas y echar los tomates, troceándolos si los usamos enteros, guardando el líquido sobrante del bote. Remover y aderezar con la cúrcuma y un poco de sal y pimienta. Echar el cubo de caldo, si se usa. Dejar cocer todo junto a fuego lento hasta que reduzca, unos 30 minutos. Comprobar el punto de líquido de vez en cuando para que no se quede muy seco.

Otras recetas de legumbres con un toque especial

Pochas

En Directo al Paladar | Si quieres bajar de peso, las legumbres son tus aliadas: 37 recetas saludables, fáciles y rápidas
En Directo al Paladar | Nueve platos de cuchara que se preparan en 30 minutos (o menos) y se comen toda la semana

Temas
Comentarios cerrados
Inicio