Compartir
Publicidad

57 recetas de nuestros postres y galletas favoritas para no comprarlos en el súper y evitar el aceite de palma

57 recetas de nuestros postres y galletas favoritas para no comprarlos en el súper y evitar el aceite de palma
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El aceite de palma lleva muchos años con nosotros y hace tiempo que se vienen escuchando diversas voces alertando de los riesgos de su consumo, pero es ahora cuando la polémica está más desatada que nunca. Parece difícil evitar el aceite de palma en la lista de la compra, sobre todo si frecuentamos la sección de postres y galletas. ¿Cuál es la mejor solución sin renunciar al dulce? Muy sencillo: prepararlos en casa. Estas son nuestras recetas de postres y dulces favoritos para los que no hace falta ni una gota de aceite de palma.

No pretendo engañar a nadie defendiendo la repostería casera como saludable, aunque sí se pueden hacer recetas alternativas más "sanas" que las habituales. Pero si vamos a darnos caprichos golosos de vez en cuando, la mejor opción siempre es apostar por lo casero, utilizando materias primas de calidad y controlando nosotros mismos las cantidades de cada ingrediente. La industria utiliza el aceite de palma porque es más económico, pero nosotros podemos preparar recetas con aceites saludables o, directamente, sin grasas añadidas. ¡Hay muchas opciones!

Galletas y pastas

Cookies

Soy muy galletera y las galletas de mantequilla me pierden, pero también tenemos muchas recetas deliciosas con aceite de oliva. Dulces tradicionales como las rosquillas de vino, aceite y limón quedan riquísimas con un buen virgen extra, pero si os parece demasiado aromático podéis usar también de girasol. No olvidemos también todas las recetas de galletas que no requieren más grasa que el huevo o los frutos secos, como los irresistibles biscotti y sus semejantes. ¿Crujientes o tiernas, cómo os gustan más?

Magdalenas y pequeños dulces para desayunos y meriendas

Muffins

Sé que hay recetas de magdalenas "de pueblo" que usan mantequilla - sobre todo en zonas donde los lácteos son la principal actividad económica -, y bien ricas que están, pero para mí las magdalenas de toda la vida se preparan con aceite. Ya sea con un aromático virgen extra o con el suave de girasol, aportan a la masa esa esponjosidad y esa textura tan típica de una buena magdalena, como por ejemplo las de naranja y almendra. Solo de pensar en magdalenas con aceite de palma me entran escalofríos.

Panecillos, bollos y y otras recetas de panadería dulce

Bollos de Arcos de la Frontera

Siempre requieren algo más de tiempo, pero las masas dulzonas de panadería son un gran capricho para disfrutar de vez en cuando. Los bollos más tiernos industriales suelen llevar una gran cantidad de aceite vegetal de baja calidad, pero las recetas caseras ganan mucho con otros ingredientes y si se tratan con mimo. Aunque muchos panecillos se preparan con mantequilla, también tenemos opciones con aceite que salen deliciosas.

Bizcochos y pasteles

Bizcocho

En los bizcochos tenemos otro amplísimo campo dulce para endulzarnos con aceites de buena calidad. Por ejemplo, a mí me gusta jugar con variedades de aceite de oliva virgen extra de distintos perfiles aromáticos, combinándolos con especias o frutos secos como en este bizcocho de limón con aceite arbequina y tomillo. Pero también hay recetas estupendas en las que no hace falta añadir nada de grasa extra, otros ingredientes como el huevo y los frutos secos obran magia en muchos bizcochos y pasteles.

Dulces de sartén de toda la vida

Nuestras abuelas no sabían lo que era el aceite de palma ni falta que les hacía. Los tradicionales dulces de sartén tienen ese sabor a hogar que además de despertar los jugos gástricos nos evocan bonitos recuerdos, muchas veces asociados a fiestas y días especiales. Las típicas rosquillas caseras de anís son un buen ejemplo, de las que cada casa tiene su receta con un toque diferente. Si se hace bien la fritura no serán tan grasos como pueda parecer, y también tenemos algunas recetas alternativas para el horno.

Parece que la mayor parte del aceite de palma que se cuela en nuestra compra proviene de galletas y otros dulces, a veces oculto tras anuncios de "ecológico" "integral" o "sin azúcar". Abusar de estos productos nunca es lo más recomendable, pero si queremos tener galletas o magdalenas en casa, mejor si son caseras. Será mejor para nuestra salud y para el planeta, pero es que además los postres caseros están muchísimo más ricos.

En Directo al Paladar | ¿Cuánto aceite de palma consumimos al día sin saberlo?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos